•  |
  •  |

Aunque para la Policía del Distrito I el caso de la bebé de tres meses de edad, Cristel Angelina Corea, fallecida  inexplicablemente en el Centro de Desarrollo Infantil, CDI, “Melania Morales” es caso cerrado, para el coordinador distrital del Ministerio Público, fiscal Ernesto Hermida, en los próximos 15 días tendrán un conclusivo para decidir si existen o no méritos para una acusación penal.

Según el fiscal, se basarán en el informe policial y el dictamen de Medicina Forense, pero --advirtió-- si existen inconsistencias, el expediente regresará a las autoridades policiales para una ampliación de las investigaciones.

Así lo indicó Pablo Cuevas, asesor legal de la Comisión Permanente de Derechos Humanos, CPDH, a quien le mencionaron que hasta ahora estaban armando el expediente fiscal, que tenía cuatro días hábiles de estar en sus manos, y que eso explica que aún no exista un criterio del caso.

Según el dictamen médico legal, firmado por los doctores Néstor Membreño, Alejandro Martínez y Óscar Bravo, la bebé falleció de muerte natural, teniendo como causa directa broncoaspiración y anoxia anóxica, siendo la causa interna un edema cerebral.

Además, determinan que la causa básica del deceso fue una combinación de cinco enfermedades: meningoencefalitis viral, laringotraquetitis crónica, hepatitis crónica, neumonitis intersticial e hiperplasia reactiva paracortical de ganglios linfáticos.

Antes de su muerte, ocurrida el 12 de enero del presente año, la niña había sido valorada el 28 de noviembre de 2011 por los médicos del Centro de Salud “Francisco Buitrago”, donde se extendió un documento que dice: “Al someterse a los exámenes requeridos, se encontró que no padece actualmente ninguna enfermedad transmisible, ni mental, y por tanto se le considera en buenas condiciones de salud.

“Por nuestra parte, refutamos los resultados, ya que como contraparte existe un certificado de salud que dice lo contrario. Me pregunto por qué el centro de salud no pudo identificar al menos una de estas, cuando hasta se habla de hepatitis crónica”, cuestionó Cuevas.

Mencionó que también en el certificado de defunción del Hospital Bautista, donde fue atendida, se habla de broncoaspiración, pero también que había leche en los pulmones.

Cuevas expresó que la CPDH continuará insistiendo en los análisis y en una segunda opinión de especialistas, pues la muerta de la bebé no puede dejarse pasar por alto, y debe quedar totalmente esclarecida, no solo para los familiares de la niña, sino también para la tranquilidad de quienes dejan a sus hijos en el CDI “Melania Morales”.