• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

Costa Rica, a través de la construcción de una carretera de 160 kilómetros en la ribera derecha del Río San Juan, rompió con el ecosistema que va desde Guatemala hasta Panamá, señala el informe final del Foro Nacional de Reciclaje, Fonare, y la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Sostenible, Fundenic, que fue presentado ayer ante la Corte Centroamericana de Justicia, CCJ.

El presidente de Fundenic, Jaime Íncer Barquero, señaló que dicho informe contiene las “pruebas contundentes” que respaldan la demandan que interpuso junto a Kamilo Lara, de Fonare, en contra de Costa Rica a mediados de diciembre de 2011.

El informe, contenido en siete folios, fue recibido por el Secretario del tribunal regional, pero no hubo un pronunciamiento sobre la fecha de la audiencia pública.

Según Lara, el mismo se divide en tres aspectos: documentación de las normas nacionales e internacionales que Costa Rica ha violado, un catálogo de 50 imágenes de impacto al medio ambiente, 23 imágenes de las especies de fauna que están amenazadas, 134 artículos de medios de comunicación nicaragüenses y 75 de medios costarricenses.

Íncer Barquero comentó, por su parte, que entre los principales hallazgos está el “rompimiento de un ecosistema que viene desde Guatemala y sigue hasta Panamá, afectaciones en la vida acuática por la gran cantidad de sedimentos que ha entrado al río y que también impide la libre navegación de Nicaragua”.

Agregó que en el estudio participaron 16 ingenieros especialistas en carreteras, los cuales analizaron la construcción improvisada de la obra tica; 14 científicos especialistas en Ecología, Zoología y Botánica que conocen el ecosistema del Río San Juan y pudieron determinar los efectos de la construcción de la carretera, así como abogados del campo del Derecho Internacional, quienes detectaron las violaciones de Costa Rica a las normas nacionales e internacionales referidas a la protección del medio ambiente.

El científico destacó que resulta “chocante” que por la construcción de dicha carretera, Costa Rica incluso haya pasado por encima de una franja de 2 kilómetros de humedales que había construido a orillas del río.