•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Minutos después del medio día, concluyó una vez más, el Vía Crucis penitencial, al que acudieron, según estimaciones de los cuerpos de socorros, alrededor de 30 mil personas.

Durante la conmemoración de la Vía Sacra, los monarcas de la iglesia católica de Managua, encabezada por el Arzobispo Leopoldo Brenes, insistieron en la unidad familiar, y exhortaron a los feligreses a “vivir con valentía todos los días la cruz que a cada uno nos toca cargar”.

Varios niños rescatados
Al final de la manifestación de piedad popular, el Benemérito Cuerpo de Bomberos de Managua, contabilizó la atención para 11 personas, 10 de ellas sufrieron problemas de hipertensión, como consecuencia de la insolación y altas temperaturas.

La persona número 11, fue el niño Christopher José Salinas de 3 años, quien sufrió una herida en el antebrazo izquierda al caer de manera accidental, por lo que tuvo que ser trasladado al hospital La Mascota, para ser suturado, informó el capitán Juan Carlos Carrión, de la Benemérita institución de rescate.

Los bomberos voluntarios también reportaron la desaparición de tres niños y un adolescente sordomudo. Al concluir la procesión, solo estaba pendiente de entregar a sus padres Eliezer Tablada de 11 años.

El segundo jefe de la Policía de Managua, comisionado mayor, Pablo Emilio Ávalos, dijo que durante la procesión, no se reportó ningún incidentes, donde tuvieran que intervenir los agentes del orden público.