•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La falta de empleo es el principal problema que identifican los nicaragüenses, por encima de fenómenos como la delincuencia, la problemática política y otros. Y, de acuerdo con estudios del Centro de Información y Demografía en Salud, CIDS, de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua, UNAN-León, la Ciudad Universitaria es el “peor lugar” para conseguir trabajo, según valoraciones de jóvenes leoneses, de entre 15 y 22 años.

Según esas investigaciones, los niveles de desempleo en la cabecera departamental alcanzan el 38.4%, siendo el sexo femenino el grupo poblacional con menor acceso a trabajo.

El doctor Andrés Herrera Rodríguez, Director del CIDS, manifestó que el estudio “Exclusión Social Juvenil en León”, realizado con una muestra superior a 200 jóvenes de distintos barrios y repartos de la Ciudad Universitaria, saca a luz la profunda frustración que acumula su población joven respecto de las oportunidades de vida que les ofrece la ciudad.

El 40% de los consultados calificó a León como “el peor sitio para encontrar trabajo”, seguido de un 38.7% que respondió que las oportunidades que ofrece son similares a las de las otras ciudades. Solo el 21% dijo que León cuenta con opciones de empleo.

La UNAN-León también ejecuta el proyecto del Sistema de Vigilancia y Principales Desafíos Económicos de León, cuyo objetivo es conocer el nivel de pobreza de las comunidades y la generación de fuentes de empleo.

Según Herrera, en el período 2005-2011 el nivel de desempleo en León se ha mantenido en un promedio de 38.4% entre la población de 15 a 64 años. Mientras tanto, del área rural se reporta  que el 43.2% no tiene trabajo.

Mencionó que la muestra de este seguimiento representa el 25% de la población de León. En el último reporte abarcaron 14 mil viviendas en la cabecera departamental, que equivale a una masa poblacional de 60,000 personas de entre 15 y 64 años.  

Chontaleños buscan “vida” en el extranjero
En Chontales, departamento eminentemente ganadero, el delegado de Gobernación, Albin Jarquín, dijo que unas 300 personas solicitan pasaportes mensualmente, ya sea para irse a Costa Rica o a Estados Unidos, en busca de mejorar su calidad de vida.

Por su parte, la delegada del Ministerio del Trabajo en el departamento, Selmira Guzmán, dijo desconocer la cantidad de personas que están en el desempleo, debido a que, por falta de presupuesto, no se ha hecho una encuesta local de ese tipo desde hace más de 10 años.     

Se conoce que no solo quienes no estudiaron padecen la falta de empleo, ya que muchos profesionales se han visto obligados a hacer a un lado su formación, y tomar la primera oferta laboral que se le presenta, para ganar dinero y sobrevivir.

En Juigalpa y Santo Tomás se han  extendido los comercios por el mismo problema del empleo.     

En Estelí, faltan más opciones laborales para mujeres

En Estelí, según datos no oficiales, el 13% de la población no tiene trabajo. En este departamento, el grueso de las opciones laborales las aportan el cultivo del tabaco y las labores de preindustria de ese rubro.

En 2011, en el municipio, se contabilizaban 19,839 jefes de familia, de los cuales, un 69% corresponde a varones y el 31% a mujeres.

En el sector laboral se comprueba el dominio del varón, de acuerdo con un estudio publicado por la Revista Revelaciones, de Estelí, que determinó que en la zona urbana el 65% de los que trabajan son hombres, la brecha de género se amplía en el campo, donde solo el 16% de los trabajos los desempeñan mujeres.

Esa realidad la atribuyen a un profundo arraigo del machismo, aunque existen iniciativas como la promovida por la Fundación Entre Mujeres, que apoya al sector femenino con financiamiento, capacitación técnica y educación.

El citado estudio arroja, además, que en general un 26% de las mujeres jefas de hogares están en el desempleo. En el campo la proporción llega al 38%.  

El alcalde de Estelí, Francisco Valenzuela, afirma que, como política local, cada vez que se establece una nueva empresa, gestionan para que contraten mano de obra esteliana.  

Según el presidente de la Cámara de Comercio e Industrias de Estelí,  Roberto Moncada, en este municipio se mueven entre 75 y 80 millones de córdobas a la semana. Actualmente, la construcción está “en su apogeo” y está generando empleos, comentó.

Por su parte Néstor Plasencia, Presidente de la Asociación de Pureros de Nicaragua, señaló que su sector genera más de 22,000 empleos en toda la cadena productiva del norte del país, y que Estelí es el punto donde se encuentra la mayor cantidad.

Dejar la Patria es opción en Carazo

Carazo podría estar “exportando” anualmente a 4,200 de sus habitantes a mercados externos laborales.  Especialistas califican como preocupante que entre las principales causas del fenómeno se ubique el desempleo, seguido de la pobreza y de la violencia intrafamiliar, sobre todo en Diriamba, La Conquista y Santa Teresa.

La doctora Reyna Sánchez López, Presidenta de la Fundación San Lucas en Nicaragua, expresó que sus diagnósticos les advierten que al menos 2,800 personas, en su mayoría mujeres, están migrando a Costa Rica en mayor proporción, a Panamá, a España y a las Islas Canarias.

Por su parte, Teresa Villavicencio Hernández, miembro de la red de ayuda a los migrantes de Nicaragua, dijo que “sabemos --según investigaciones realizadas en Carazo y denuncias que recibimos--, que unas 1,400 personas del municipio de Diriamba están migrando a laborar a los países de Centroamérica”.

Añade que las estadísticas indican que alrededor de un 30% de los caraceños, unos 4,200, salen anualmente a buscar la vida fuera del territorio nacional.

En Nueva Guinea, pocas mujeres empleadas
Sobre la realidad laboral del municipio, un diagnóstico realizado con el apoyo de la Unión Europea, determinó que de unas 7,158 personas que trabajan, las mujeres apenas acaparan 2,474 puestos.

Este estudio, presentado con base en la división del trabajo, arrojó que en el sector primario --referido a las labores del campo, como la agricultura-- laboran 2,544 personas. En esta categoría determinaron un predominio del autoempleo.

En el sector secundario --personas dedicadas al comercio, incluidos los vendedores informales--, trabajan  6,624, y en el terciario --que corresponde a las empresas dedicadas a procesar los cultivos-- encontraron 4,157 plazas laborales.

(Colaboración de José Luis González, Mercedes Sequeira, Tania Goussen Acevedo y  Janeth Oporta)