•   Rivas, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Las  obras civiles y eléctricas  de lo que se convertirá en el tercer parque eólico de Nicaragua iniciaron frente al kilómetro 122 de la carretera Rivas- Peñas Blancas, y a orillas de las costas del Lago Cocibolca, que bordean la comarca La Virgen del municipio de Rivas.

El proyecto pertenece a la empresa Eolo de Nicaragua, y según documentos presentados al Ministerio de Ambiente y los Recursos Naturales, Marena, la inversión del parque eólico asciende  a 160 millones 536 mil 670 dólares con 17 centavos.  

La empresa española Gamesa es la encargada de la construcción, y de acuerdo con el ingeniero Allan Moreno, gerente de construcción civil de dicha empresa, en noviembre tienen contemplado realizar las primeras pruebas del parque eólico para luego entregarlo ya finalizado a Eolo de Nicaragua.

Agregó que el parque eólico consistirá en la instalación de 22 torres con sus respectivitos aerogeneradores, y cada uno tendrá una capacidad de producción de 2 MW, por lo que en total la obtención de energía a partir de las masas de aire será de 44 MW.

Las torres estarán ubicadas entre el kilómetro 122 y 125 de la carretera Rivas-Peñas Blancas, específicamente en terrenos de las fincas San Carlos y El Limón, y 18 aerogeneradores se elevarán a 78 metros de la tierra frente a las costas del Lago, y viajando de norte a sur, cuatro quedarán ubicados al costado derecho de la vía  Panamericana.

Según Moreno, los componentes del parque eólico serán importados desde España, y esperan que arriben al país en agosto. A la vez, reveló que inicialmente el proyecto contemplaba la instalación de 30 torres para una producción energética de 60 MW, y según sus palabras, esta posibilidad aún se está evaluando, y de concretarse la ampliación se realizaría en una segunda etapa.
 

Proyecto generará entre 300 y 400 empleos
El inicio de las obras ha creado expectativas laborales entre los rivenses, ya que acuden al lugar en busca de plazas y este lunes más de 40 obreros llegaron con la esperanza de quedarse trabajando, pero solo cuatro fueron contratados, aunque según Moreno en su momento requerirán de la mano de obra de 300 a 400 obreros, y agregó que en la actualidad ya hay 100 personas trabajando.

Uno de los que ya logró quedarse trabajando es Guillermo Martínez, quien desde tempranas horas de la mañana llegó en busca de una plaza al igual que Róger Sánchez, de 24 años,  pero este aún continúa a la espera de una vacante, “y por eso el próximo lunes también voy a venir a buscar trabajo de ayudante de construcción, porque en Rivas no hay trabajo”, señaló.

Inicialmente, Eolo de Nicaragua contemplaba construir el parque eólico en la finca San Carlos, pero al final se unificó con el proyecto eólico de la finca El Limón, que el Marena había autorizado a favor de la empresa “Eolo Nica”.

Este parque eólico se sumará al de Amayo, que entró a funcionar con su primera fase de 40 MW a inicios de 2009, y se localiza entre los kilómetros 127 y 130 de la Carretera Panamericana, entre la ciudad de Rivas y la frontera de Peñas Blancas, y al parque eólico La Fe-San Martín, de Blue Power & Energía S. A., que está en su segunda etapa de construcción, entre los kilómetros 115 y 118 de la  misma carretera, y a la fecha ya han logrado levantar diez de las 22  torres eólicas que  producirán 39.6 MW.