•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La ciudadana estadounidense Carmen Clymer denunció que exmiembros del Ejército de Nicaragua, con el supuesto apoyo del procurador departamental de Managua, Horacio Castillo López, y de las autoridades policiales de Villa El Carmen, invadieron su propiedad, ubicada en la comunidad Santa Rita, jurisdicción de Villa El Carmen, 51 kilómetros al suroeste de Managua.

La finca “El Esfuerzo”, adquirida nueve años atrás, tiene una extensión de 966 manzanas, de las cuales 228 fueron invadidas por los exmilitares. La afectada dijo que su finca se utiliza para la siembra de pastizales y para la cría de ganado.

Además, cuenta con maquinaria agrícola, que se conserva en la parte no invadida.

El abogado de la afectada, Melvin Estrada, anunció que hoy martes su representada --Carmen Clymer-- y él se presentarán a la Embajada de los Estados Unidos en Managua, para denunciar la invasión a la propiedad y buscar el respaldo del gobierno de ese país.

Estrada dijo que en la visita a la sede diplomática, prevista para las diez de la mañana, serán atendidos por el cónsul estadounidense, ante quien denunciaran lo sucedido el pasado viernes, día de la ocupación. El nombre del diplomático corresponde a Robert L. Batchelder.

La semana pasada, la nueva embajadora de los Estados Unidos, en Nicaragua, Phyllis Powers, se refirió a las nuevas invasiones de propiedades en Nicaragua.

“La incapacidad del Gobierno de Nicaragua de tomar acciones concretas para resolver las nuevas tomas e invasiones de propiedades de ciudadanos estadounidenses, y especialmente las graves irregularidades del proceso electoral del año pasado y la ausencia de medidas que indiquen que se están mejorando las condiciones para las elecciones de este año, hacen que la decisión para el otorgamiento de las dispensas --‘waiver’-- sea muy difícil”, dijo la embajadora Powers antes los empresarios aglutinados en la Cámara de Comercio Americana, Amcham.

Procurador departamental: “No es invasión”

Los presuntos invasores son jefeados por un sujeto a quien los tomatierras llaman “capitán”, pero este sábado también recibían órdenes desde la parte externa de la propiedad, de un agente policial que cubría su número de chip con una chaqueta y se desplazaba en motocicleta.

EL NUEVO DIARIO llamó ayer al Procurador General de la República, Hernán Estrada, para conocer su versión sobre el caso, pero no respondió su teléfono celular.

Por su parte, el procurador departamental de Managua, Horacio Castillo, a través de la vocera de la Procuraduría, Auxiliadora Rayo, se limitó a decir que la ocupación de la propiedad de la señora Clymer “no es una invasión”. Tampoco aclaró de qué se trataba.

La finca “El Esfuerzo” fue comprada por Clymer en 2003, a Patricia Chavarría, quien a su vez le compró a la Sociedad Anónima Efisa en 1996, la que la obtuvo en 1990 mediante compra-venta realizada con la cooperativa sandinista “Marcos Somarriba”.

Melvin Estrada, abogado de la señora Clymer, aseguró que el procurador Horacio Castillo, junto con miembros de la Policía, llegó a poner en posesión de la propiedad a los exmilitares tomatierras.

Los magistrados de la Sala Civil Uno del Tribunal de Apelaciones de Managua, que admitieron un recurso de amparo presentado por la señora Clymer, tienen emplazado al procurador Horacio López, para que en el término de 10 días después de notificado, informe de su actuación en este caso.

En la misma resolución, los magistrados de Apelaciones informaron al Procurador General de la República, Hernán Estrada, quien se inhibió de conocer del caso por su vínculo familiar con el abogado de la parte reclamante.

Exmilitar responde con lenguaje soez

EL NUEVO DIARIO trató de obtener la versión del líder de los invasores, a quien estos llaman “capitán”, y cuando se le preguntó su nombre, dijo llamarse Rigoberto López Pérez.

El cabecilla de los invasores, al referírsele que la señora Clymer lo está acusando a él y sus acompañantes de haberle invadido su propiedad, respondió: “Qué va a tener ni v…, ladrona es que es”.

“Nosotros nada tenemos que ver… Vayan al gobierno, nosotros nada tenemos que ver con lo que ustedes buscan (información)”, respondió el líder de los tomatierras, mientras se adentraba en la propiedad, a la vez que se comunicaba con alguien desde su teléfono celular.

EL NUEVO DIARIO también buscó en dos ocasiones la versión de las autoridades policiales de San Rafael del Sur, donde este sábado estuvo de superior el capitán Álvaro Rivas, jefe de la Policía en Villa El Carmen, pero en ambas ocasiones dijeron que andaba haciendo supervisiones fuera de la sede policial.