•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Acaba de iniciar en los Juzgados de Managua la audiencia preliminar contra diez personas que acusa la Fiscalía, de los 21 detenidos en total, vinculados a la célula que colaboraba en el tráfico de drogas con Alejandro Jiménez, alias "El Palidejo", el principal sospechoso de ser el autor intelectual del ataque en el que murió el trovador argentino Facundo Cabral.

Los delitos imputados son: narcotráfico, crimen organizado, lavado de dinero y falsificación de documentos. Jiménez es acusado en calidad de prófugo.

La audiencia preliminar se realiza en el Juzgado Quinto Penal de Audiencias, cuya sala está a cargo del juez Julio César Arias y está abarrotada de periodistas, mientras los familiares de los acusados aguardan el resultado en las afueras.

El fiscal especial de la Unidad Anticorrupción, Javier Morazán, encabeza la acusación y la respalda el doctor Francisco Mairena, por parte de la Procuraduría General de la República.

Entre los acusados se encuentra Karla Fariñas, hermana de Henry Fariñas; también el magistrado suplente del Consejo Supremo Electoral (CSE), Julio César Osuna, quien, según la Policía Nacional, estaba a cargo de facilitar documentos de identidad nicaragüense falsos a esa red, incluyendo a "El Palidejo".

Otros acusados son los colombianos señalados de robar una avioneta privada en el aeropuerto internacional Eldorado, en Bogotá, el 18 de marzo pasado: Javier Darío Euscategui, de 46 años, y piloto comercial, y Gonzalo Rugeles Pérez, copiloto, de 47 años.

Además, fueron acusados Felipe Mendoza, Ramón Rostrán, Henry Bermúdez, Carolina González, Ronald Rostrán, María Isabel Rayo y José Somarriba.

Guillermo Blandón, José Osuna, María Durley y Jorge Acevedo, también fueron acusados en calidad de prófugos.

Morazán explicó que esta red ofertaba droga a carteles mexicanos, guatemaltecos y hondureños, aprovechando almacenamientos que tenían en Costa Rica.

Una hora antes de que empezara la audiencia, el titular del CSE, Roberto Rivas, sostuvo en conferencia de prensa que "nadie es culpable hasta que se demuestre lo contrario" y que la institución está totalmente abierta a las investigaciones que realice la Policía Nacional.