•  |
  •  |
  • AFP


La Coalición por la Corte Penal Internacional, CCPI,  promueve la adhesión de Nicaragua a este organismo, que lucha contra el crimen y la impunidad en el mundo, informó el viernes una fuente de la entidad.

La coordinadora de la Coalición por la CPI, la argentina Francesca Varda, declaró en rueda de prensa que "hemos sido testigos de la voluntad de trabajar" que tienen las autoridades involucradas en remover los obstáculos para la adhesión de Nicaragua a este organismo.

Durante su visita a Nicaragua, Varda tuvo encuentros con el presidente de la Comisión del Exterior del Congreso, José Pallais, y funcionarios de la cancillería en los que encontró, según dijo, una actitud muy receptiva.

Nicaragua es uno de los cuatro países de América Latina, junto con Guatemala, El Salvador y Chile que no han ratificado a la CPI, creada en 1998 para castigar los crímenes de lesa humanidad y de guerra.

La Coalición por la CPI, con sede en Nueva York, es una alianza de más de 2.500 organizaciones de la sociedad civil alrededor del mundo, que abogan por una Corte Penal Internacional justa, efectiva e independiente, explicó Varda.

Parte de su mandato es gestionar la adhesión o ratificación del llamado Estatuto de Roma, que crea la CPI, ante las autoridades de los países que aún no lo han hecho.

"Hay un aliciente de que Nicaragua pueda ingresar a la CPI y luchar contra este tipo de crímenes", dijo el representante de la coalición por el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), Norman Solano,

El activista manifestó que diputados de la Comisión del Exterior del Congreso están convencidos de que Nicaragua debe reconocer la jurisdicción de la CPI.

"Es una oportunidad de Nicaragua de mostrar esa disposición de luchar contra la impunidad", expuso Solano.