•  |
  •  |
  • END

El boicot del Concejo Municipal contra la Alcaldía de Managua no lo ha detenido ni la figura de Sandino, ya sea que ésta se coloque en el arranque de la avenida Jean Paul Genie o en la fuente del abandonado Estadio Nacional.

Así lo revelaron ayer a EL NUEVO DIARIO fuentes conectadas con el FSLN, que aseguran que el odio contra Marenco de la pareja Ortega-Murillo pasa hasta por paralizar la Alcaldía de Managua.

END consultó al vicealcalde Nery Leiva Orochena, quien dio a conocer cuáles eran los planes –ahora frustrados- del ingeniero Dionisio Marenco.

Toda una carretera iba a llamarse Sandino
El edil visionó más allá de lo que se dijo en el Concejo Municipal, porque pretendía que una vez levantado el monumento a Sandino en la Carretera a Masaya, coordinar con los alcaldes de Nindirí, Ticuantepe, Masaya y Granada, para que el nombre de Sandino se llevara hasta el centro de la ciudad Granada, a lo largo de toda la autopista.

“Pero desgraciadamente el Concejo (las bancadas del FSLN y PLC) tomó otra decisión y mandó a comisión la iniciativa”, lo que significa que dormirá el sueño de los justos.

“Yo considero que es absurdo que existan miembros del Concejo Municipal que deban evaluar la figura y el pensamiento del general de Hombres Libres, y por eso dije en la sesión que era una vergüenza que se hubiera dado esa situación”, dijo el vicealcalde.

Juego político
Confirmó que en ese debate se produjo un juego político “el cual creemos que no se debe seguir haciendo con las iniciativas del alcalde”. Recordó que en Managua no hay un monumento a Sandino, salvo la silueta en la Loma de Tiscapa que puso el poeta Ernesto Cardenal en los años 90, cuando estaba en proceso de entrega el primer gobierno sandinista a doña Violeta Chamorro.

Reveló Leiva Orochena que la idea de construir el monumento de Sandino en esa rotonda la estuvo conversando con Walter Sandino –nieto del general de Hombres Libres- quien posteriormente le dio a conocer a su familia la iniciativa del alcalde y “hasta el día de la sesión del Concejo todo marchaba normal”.

Una paradoja
El vicealcalde llamó la atención de que en Niquinohomo la imagen de Sandino fue restaurada durante la administración de Arnoldo Alemán y nadie cuestionó eso, “ahora a un sandinista como Nicho Marenco que quería hacerle un monumento al héroe, se lo negaron los que dicen ser sandinistas”.

Esa bancada sandinista del Concejo Municipal “pasará a la historia como la que negó que una rotonda llevara el nombre de Augusto C. Sandino, porque la comisión que revisará eso que preside Pablo Emilio Barreto, lo que va hacer es guardar la solicitud y no le va a dar pasada”.

Confirmó Leiva Orochena que “hasta hoy varios concejales sandinistas se han dedicado a cuestionar al alcalde y negar una serie de solicitudes que ha venido haciendo, y pudiera ser que esa sea la dinámica que vamos a estar viendo”.

Advirtió el vicealcalde que a esos concejales del FSLN “el pueblo de Managua los va a juzgar, porque Nicho ha demostrado ser el mejor alcalde y ha hecho las cosas en beneficio de los managuas y lleva una administración abierta”.

Una figura nefasta
Cuando le preguntamos que si prevén que en lo que falta de la administración de Marenco vuelvan a boicotear otras iniciativas del edil, Leiva Orochena dijo que “al parecer la actitud del concejal Edgardo Cuarezma es la de estar boicoteando y tratando de empañar sesiones del Concejo, cumpliendo mezquinas intenciones y deleznables propósitos”.

“Cuarezma está haciendo un triste papel”, dijo el vicealcalde.

Aseguró que Cuarezma “no cuenta con el respaldo de la base sandinista, mucho menos tiene el aprecio de los managuas, él está en un cargo para el que no ha sido electo, fue nombrado y yo respeto esa decisión de mi partido, pero le digo a Cuarezma que debe tener mucho cuidado de las cosas que hace y dice, porque los managuas van a ir calificando su actitud”.

Recordó el vicealcalde que durante la administración de Herty Lewites, Edgardo Cuarezma tenía la responsabilidad de la titulación en los asentamientos “pero no logró entregar ni mil títulos, a pesar que fue el hombre de mayor confianza del fallecido Lewites”.

Nery dice que Cuarezma ha demostrado una actitud antinacionalista, casi vendepatria, “porque no reconocer la imagen de Sandino es tener una actitud vendepatria y triste, porque duele que un personaje de este tipo haya querido politiquear con la figura de Sandino”.

Cuarezma viene “construyendo su imagen sobre una serie de actitudes que todos conocemos, porque en este pueblo de Managua, como es chiquito, todos sabemos de dónde viene Cuarezma, quien está desesperado por resaltar su figura, desgraciadamente ni eso ha podido, porque de pronto aparece atropellando a los periodistas y ahora apareció atropellando la imagen de Sandino”.

¿Dónde estuviera Cuarezma?
Sobre la lección de patriotismo que Marbely Castillo le dio a los concejales y donde preguntó ¿Dónde estuviera Edgardo Cuarezma si Sandino no hubiera luchado?, el vicealcalde dijo que “a lo mejor ese concejal estuviera ondeando una bandera roja o verde, que fueron los verdaderos vende patrias a los que Sandino les dijo: “Si no me quieren acompañar en la lucha por Nicaragua, yo lo voy a hacer solo y los conservadores se quedaron a un lado y los liberales al otro lado”.

Estima Nery que no le sorprende la actitud de Cuarezma en no reconocer la gesta de Sandino, “pero sí sorprende la actitud de otros concejales manipulados por Cuarezma, lo que es peor todavía, porque el nombre de Sandino es el que lleva nuestro partido, el FSLN, y nos debemos al pensamiento de él como la base ideológica”.

“Esa discusión –como la que se produjo en el Concejo Municipal- le luce a un gobierno municipal en Miami, pero a un Concejo y hasta de un jefe de bancada del Frente Sandinista como es él (Cuarezma), eso es la politiquería más absurda y barata”, indicó el vice alcalde.