•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La fundación internacional “Un techo para mi País” presente en Nicaragua desde hace tres años, inició ayer su nueva campaña “Ignorar no resuelve. El asentamiento existe”, con el propósito de crear conciencia y conseguir el apoyo de la empresa privada y de la población nicaragüense para superar este año las 120 casas construidas en la campaña anterior.

Ana Sabina Thomas, Directora Ejecutiva de “Un techo para mi País”, señaló que su organización mantendrá la campaña durante cuatro semanas, para concluir el 30 y 31 de agosto con una colecta nacional en la que pretenden recaudar C$1 millón.

“La meta de recaudación de la colecta es de C$1 millón, y estamos seguros de que como en años anteriores contaremos con el apoyo de todas esas personas que quieren una Nicaragua más justa”, dijo Thomas.

Agregó que para esta nueva etapa de “Un Techo para mi País” tienen focalizados 37 asentamientos ubicados en nueve departamentos, para construir ahí las viviendas, las cuales tienen un costo de US$1,500 cada una, pero que a las familias beneficiadas solo se les pide una pequeña colaboración de C$2,000.

Exposición fotográfica

La fundación también pretende crear conciencia de la situación infrahumana en que viven miles de nicaragüenses en los asentamientos, con exposiciones fotográficas que muestran visualmente la falta de los servicios básicos en los asentamientos.

La exposición estará abierta para todo el público desde el 2 al 9 de agosto, en la Alianza Francesa, en Managua, y continuará en el Instituto de Historia de Nicaragua y Centroamérica, Ihnca, de la UCA, para finalizar en el Bistrot de la Alianza Francesa en León.

En los tres años de estar presente en el país, la Fundación “Un Techo para mi País” ha construido 920 viviendas de emergencia y movilizado a más de 4,000 voluntarios. Este año estarán realizando también un censo en los asentamientos del Pacífico de Nicaragua para analizar sus condiciones sociales y urbanas.

Mientras algunos sectores mantienen que hay un déficit de unas 500 mil viviendas en el país, Bayardo Arce, asesor económico del presidente Daniel Ortega, dijo que según las estadísticas de 2008, es de 937,000 casas.