• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

El esfuerzo que las autoridades sanitarias realizan en los siete distritos capitalinos para eliminar focos de contaminación y de reproducción de zancudos, podría quedarse corto debido a que la mayor parte de las 17 micropresas que rodean Managua, están copadas de aguas estancadas, sedimentos, lama y todo tipo de desperdicios, lo que las convierte en criaderos perfectos de mosquitos.

El problema, que ya es un dolor de cabeza para los barrios aledaños a estos cuerpos de agua artificiales, se agrava si se toma en cuenta que alrededor de estos también han aparecido basureros clandestinos.

En el embalse de Ayapal, pese a que la municipalidad hasta colocó una malla para cercar la zona, los desechos domiciliares y las aguas residuales siguen llegando sin control. Lo mismo ocurre en la micropresa Bariloche, ubicada en el barrio Naciones Unidas del Distrito Cinco.

En otra micropresa ubicada en la entrada a la comarca de San Isidro de la Cruz Verde, una de las más grandes de la capital, el agua se ha estancado y la basura que flota aumenta día a día, mientras la población ya está sintiendo los efectos.

Miguel Ángel Ruiz señaló que aunque para ellos es normal ven el agua sucia y los zancudos en esta temporada del año, les preocupa que la combinación con la basura ocasione un brote de enfermedades, o, peor aún, que los desechos entren a sus casas si cae un fuerte aguacero.

“Ahí en el camino que va a San Isidro, cerca de la orilla de la micropresa, vienen camiones a botar basura de todo tipo, piedras y otros escombros, es peligroso. Mire, un día de estos vinieron a eso de las dos de la mañana los (empleados) de una agencia de publicidad, y sin permiso de la Alcaldía desramaron un árbol y lo vinieron a tirar ahí. Eso es desconsideración”, detalló Ruiz.

Otra vecina, Lilia Rodríguez, recuerda que en marzo fue la última vez que llegaron las cuadrillas de la comuna a darle mantenimiento a este pequeño embalse, y que ya es costumbre de la municipalidad dejar en el abandono las micropresas durante el invierno.

Durante la temporada de lluvias, las micropresas recogen un promedio de 300,000 metros cúbicos de agua, y según datos municipales este año se extrajeron unos 250,000 metros cúbicos de sedimentos.

La preocupación de la población son las enfermedades. Según las autoridades del Ministerio de Salud, Managua es uno de los sitios con más casos sospechosos y confirmados de dengue; otra de las zonas afectadas es Tipitapa.

En las últimas semanas se reporta un incremento del 46% en los casos, según datos oficiales del Minsa.