•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El doctor Rodolfo Vargas Almanza, miembro del Cuerpo Médico Militar, recibió el pasado jueves 23 de julio, durante la celebración del 33 Aniversario de dicha organización, la medalla de condecoración “Honor al Mérito de Sanidad Militar” en Primera Clase, de manos del presidente Daniel Ortega.

Dicha condecoración fue ordenada por el jefe del Ejército de Nicaragua, general Julio César Avilés Castillo, en reconocimiento a los aportes que tanto el doctor Vargas como todos los médicos voluntarios y personal de soporte de dicha institución, han llevado a cabo en beneficio de los más necesitados. También se le reconoce el trabajo en los planes docentes, educativos y asistenciales del Cuerpo Médico Militar del Ejército de Nicaragua.

El doctor Vargas es originario de la ciudad de Granada, hizo sus estudios básicos de Medicina en la Facultad de Medicina de la UNAN-León. En 1969, después de contraer matrimonio con María Esperanza Morales, viajó a los Estados Unidos a continuar sus estudios en Medicina Interna y en la subespecialidad de Endocrinología, en la Universidad de Tulane, en New Orleans, y en la Universidad de Alabama, en Birmingham, donde actualmente reside.

El terremoto de diciembre de 1972, que destruyó el Hospital “El Retiro” en Managua, hizo que pospusiera indefinidamente su retorno a Nicaragua, pero desde los 80, en valijas, ha traído ayuda médica al país, y desde la catástrofe provocada por el huracán Mitch ha traído y coordinado brigadas médicas anualmente.

Creó Fundación

Con el apoyo de amigos en Birmingham, Alabama, inició la Fundación Friends of Rudy for Nicaraguan Health (Amigos de Rudy Por la Salud de los Nicaragüenses). “Siempre supe lo que en mi vida quería alcanzar, pero nunca se me olvidó de dónde vine”, expresó el doctor Vargas.

Las brigadas médicas que él coordina se componen hasta de 30 galenos de diferentes especialidades, entre los que vienen siete oftalmólogos, de los cuales tres trabajan en Granada, en el Hospital Amistad Japón-Nicaragua, donde en los últimos 15 años han hecho más de 800 operaciones de cataratas, más de 350 trasplantes de córnea y estrabismo; posiblemente es el único grupo que trae tejidos humanos de córnea a Nicaragua.

En Managua, en el Hospital Cenao, cuatro especialistas hacen únicamente cirugía de retina para devolver la vista a diabéticos prácticamente ciegos; son más de 500 casos resueltos.

El doctor Vargas y su grupo de seis cardiólogos de diferentes universidades de los Estados Unidos, subespecializados en Electrofisiología, rama de la cardiología que trata problemas del ritmo cardiaco, desde el principio han implantado más de 350 marcapasos, pero por falta del equipo necesario en Nicaragua, no se podían tratar en el país.

El verdadero orgullo del doctor Vargas y de sus amigos voluntarios es la Clínica Alabama-Granada, fundada en febrero de 2004, localizada en la Calle Corral. Dicha clínica cuenta con dos médicos nicaragüenses que de lunes a viernes atienden a unos 60 u 80 pacientes, entre adultos y niños, quienes sufren de diabetes, presión alta, artritis y problemas pulmonares, así como problemas respiratorios y estomacales.

“La clínica les pertenece a los granadinos; ellos la tienen que cuidar como cuidan sus casas”, expresó el Dr. Vargas.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus