•   Chinandega, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Aunque el volcán San Cristóbal ha disminuido su actividad explosiva, el Sistema Nacional de Prevención, Mitigación y Atención de Desastres, Sinapred, informó ayer que se mantiene alerta Amarilla para Chinandega, y Verde para León y Managua, a la vez que reforzó el sistema de comunicación en las zonas costeras del país.

El Sinapred explicó que las alertas para León y Managua se mantienen debido a la actividad del volcán Telica y los constantes microsismos que se han mantenido en el Pacífico.

Entre tanto, un grupo de especialistas del Instituto de Geología y Geofísica (IGG Cigeo), de la UNAN, comprobaron en las faldas del San Cristóbal el daño causado en los cultivos de la zona, debido al material incandescente que arroja el coloso.

Las autoridades de Defensa Civil de Nicaragua, anunciaron la instalación de 43 estaciones de radios de comunicación en las costas del Pacífico para vigilar de cerca la actividad de estos volcanes y evacuar a tiempo a la población en caso de erupción.

Con esta medida se pretende “garantizar más control y monitoreo del comportamiento sísmico y volcánico de la zona”, explicó el jefe de Defensa Civil, coronel Néstor Solís.

El San Cristóbal desde el pasado 8 de septiembre se encuentra en aparente actividad eruptiva, al registrar tres explosiones de gases y cenizas que luego disminuyeron.

“Aunque haya disminuido (el accionar del volcán), la actividad eruptiva no ha cesado, y se mantiene la posibilidad de que esta situación pudiera generar pequeñas explosiones como las que se han venido dando”, explicó Javier Mejía, Director del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales, Ineter.

Explicó que el volcán presenta “poca emisión de gases”, pero que aún mantiene el “tremor sísmico”, por lo que la alerta debe mantenerse vigente.

Población alerta

“Los niveles de azufre implican un reflejo de la actividad del San Cristóbal, lo que puede generar alguna afectación en la población”, advirtió el director del Sinapred, Guillermo González.

En cuanto al Telica, se mantiene en relativa calma, con pequeñas emanaciones de gases y microsismos, señaló Ineter en su último reporte oficial.

Sin embargo, las clases en los centros escolares de Chinandega se mantendrán suspendidas hasta nuevo aviso, informó el asesor presidencial de Educación, Salvador Vanegas.

IGG-Cigeo

Los análisis hechos por especialistas del Cigeo, de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua, UNAN, en las haciendas aledaña a las faldas del San Cristóbal, determinaron que los gases que ha estado emanando están cargados de químicos, y ya empiezan a causar problemas en los cultivos.

Los técnicos del Cigeo vieron cómo las hojas de café están quemadas y otras presentan huecos.

Además de revisar los cultivos y la vegetación de la zona, los especialistas recolectaron material expulsado para determinar de qué parte del coloso provienen, y así conocer si la actividad es parte de su proceso geológico normal o si el coloso se prepara para un evento mayor.

La geóloga Suyén López manifestó que solo en las cercanías del volcán hay algunos problemas con la vegetación.

Otro factor es la presencia de compuestos químicos como sulfuro, fluoruro y fosfatos que se mezclan con el vapor de agua, forman un ácido que al llegar a las nubes provoca la denominada lluvia ácida, que no solo afecta a los cultivos, sino que corroe los techos de las casas y causa graves daños a las personas y a los animales.

Identificar origen de materiales es clave

El ingeniero Dionisio Rodríguez, Director del IGG-Cigeo, indicó que la presencia de materiales pequeños indica que no tuvieron tiempo de formarse en la cámara magmática, por la rapidez con la que se produjo la explosión.

“La cámara magmática cuando tiene condiciones de alta presión o altas temperaturas, hace que salga el material y cuando está saliendo poco a poco significa que se está liberando la cámara y así no lo acumula de una vez”, refirió Rodríguez.

El grupo de especialistas recogió muestras de los materiales que ha estado arrojando el coloso, pues según Rodríguez la temperatura de los minerales ayuda a tener una idea del comportamiento posterior del volcán.

En cuanto a las cárcavas, la geóloga Xochilt Zambrana dijo que según lo observado, las mismas no son recientes y que su formación corresponde a la erosión que han causado las escorrentías y los vientos, producto de la soltura del material que conforma el coloso.