•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El caos vial que protagonizaron ayer varias cooperativas de taxis, con tranques y disturbios en diferentes zonas de Managua, terminó en acciones violentas que dejaron varios policías heridos y decenas de taxistas detenidos.

Las protestas de los taxistas iniciaron a eso de las 10 de la mañana en diferentes rotondas de la capital, demandando al gobierno un aumento del subsidio al combustible y el congelamiento de los permisos de operación para las mototaxis.

Los disturbios se extendieron durante todo el día, con acciones vandálicas contra los vehículos de otros cooperativistas que no quisieron paralizar sus labores.

En las últimas horas de la tarde, fuerzas antidisturbios de la Policía Nacional se presentaron a la rotonda “Rubén Darío”, en las inmediaciones del centro comercial Metrocentro, para despejar la vía, y al intentar desalojar a los taxistas, surgieron enfrentamientos a pedradas y a garrotazos, que dejaron varios heridos.

La escena más violenta se dio cuando un taxista quiso ser sacado de su taxi, placas M02653, perteneciente a la Cooperativa “Máximo Jerez”. Dicho conductor se resistió al arresto, y mientras el subinspector de la Policía, Claudio Hernández, intentaba sacarlo del vehículo, aceleró y arrastró al agente, además de catapultar al antimotín Heriberto Castro, que estaba en la vía, y el carro terminó estrellado.

Ambos policías resultaron gravemente heridos, mientras el taxista, que presentaba una herida de considerable profundidad en la cabeza, fue arrestado.

La Policía reporta decenas de detenidos y cinco heridos, entre ellos los dos policías heridos de gravedad y el taxista.

Entre tanto, autoridades del Instituto Regulador del Transporte Municipal de Managua, Irtramma, se reunieron ayer con un grupo de cooperativistas de taxis, los que no son reconocidos por los que están protestando en las calles.

Más detenidos

Antes del enfrentamiento en la rotonda “Rubén Darío”, varios taxistas fueron detenidos en la vía que va de la Universidad Centroamericana, UCA, a Metrocentro.

En esa zona, un oficial de la fuerzas antimotines agredió verbal y físicamente al periodista de televisión Néstor Téllez y a su camarógrafo, pero luego la agresión fue apaciguada por el comisionado de la Oficina de Prensa de la Policía Nacional, César Cuadra.

Mientras se llevaban a cabo los arrestos, otros dos oficiales resultaron con lesiones leves tras ser impactados con piedras lanzadas por los manifestantes.

Caos en la mañana

El caos también ya se vivía desde la mañana de lunes, cuando los taxistas interrumpieron la libre circulación en las principales vías de Managua: quemaron neumáticos para exigir el cumplimiento de sus demandas.

La rotonda Santo Domingo (Cristo Rey) y la del “Periodista” fueron otros puntos donde se concentraron más de 500 taxistas en cada lugar, que valiéndose de quemas de llantas y morteros, causaron tensión entre la población que circulaba por la zona.

Los taxistas reclamaban en su protesta la “competencia desleal” de cientos de “mototaxis”.

El dirigente de los taxistas, José Merlo Mendoza, expresó que demandan a las autoridades del gobierno que les otorguen en efectivo unos US$3.5 diarios para subsidiar el combustible.

Otros transportistas del sector selectivo se aprovechaban de la situación --de la huelga de los taxistas independientes-- y cobraban el doble de la tarifa, según varias quejas de los usuarios de Managua.

Algunas rutas de buses, como la 110 y la 120, también se unieron al paro, colocando sus unidades en algunas de las rotondas de la capital, y afectando a los usuarios del transporte colectivo.

Halleslevens sugiere que negocien

El vicepresidente de Nicaragua, Omar Halleslevens, hizo un llamado a los taxistas a que se aboquen con el Instituto Regulador del Transporte Municipal de Managua, Irtramma, y que puedan negociar, para resolver los conflictos por los cuales los conductores de taxis han realizado tranques en diferentes partes de la capital.

Señaló que la solución se la dejan a este instituto regulador (el Irtramma), como organismo al cual los taxistas se están dirigiendo para buscar en conjunto una solución.