•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Al menos, cuatro federaciones de taxistas decidieron unirse para seguir luchando por sus demandas ante las autoridades del Instituto Regulador del Transporte del departamento de Managua, y aseguran que si bien ya no cerrarán las principales calles, no se detendrán hasta conseguir la revisión del subsidio al sector selectivo.

En una reunión que sostuvieron en un hotel capitalino, la Unión de Cooperativas Independientes, UCI, que participó la semana pasada en las protestas, una pequeña comisión de la Central 4 de Mayo, las cooperativas afiliadas a Fenatrar y Unicootrasepaz fueron parte de las que se unificaron para defender sus derechos.

Además de estas federaciones, los dirigentes de Fenicootaxi quienes participaron en la mesa técnica con las autoridades municipales también se unieron a los quejosos, pese que un grupo de taxistas los tilda de aliados al director del Irtramma, Francisco Alvarado.

Omar Miranda, vocero de Fenicootaxi, aseguró que se unieron al resto de federaciones del sector selectivo, ya que las demandas de cada segmento es la misma. “La lucha de los taxistas en las rotondas ha dado como resultado la unificación del sector, aquí solamente hace falta una federación, creemos que podemos trabajar en esa unidad”, precisó.

Además desmintió algunas afirmaciones que se han hecho en torno a la revisión del subsidio, pues aseguró que no están pidiendo dos dólares por galón, pero sí un acucioso estudio de costos, en vista de las constantes alzas en el combustible.

William León, de Fenatrar, recordó que las autoridades municipales y del Irtramma solo se reúnen con personas que “estamos luchando por una reivindicación social, pero queremos que haya gente capaz en esas mesas de negociación, que pongan a gente que no excluya a nadie; por ahora solo se llama a las personas que les conviene”, resaltó.

Asimismo, señaló que no entiende porqué en la lucha del gremio selectivo se quieren meter los transportistas que tienen un buen subsidio.

Por su parte, Carlos Morales, Secretario General de la Central de Cooperativas 4 de Mayo, dijo que quieren formar parte de la mesas de negociación, pero exigen la presencia de todos los sectores.

Según los agremiados, en Managua existen 40 puntos donde hay “rapiditos”, cada uno según detallan los quejosos con 50 carros en “pésimo estado”, sin sumar las más de mil caponeras que han invadido 28 puntos del casco urbano de la capital.

Los llamados “rapiditos” son taxis que se aparcan en sitios como la entrada al Barrio San Judas, en el centro comercial Zumen.