• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

Los rostros de los familiares de Henry Fariñas, del exmagistrado del Consejo Supremo Electoral, CSE, Julio César Osuna, y de los demás procesados por la jueza del segundo distrito de lo penal de Managua, Adela Cardoza, reflejaban ayer tristeza en las afueras de los Juzgados de Managua, cuando la judicial terminó de leer la condena a los imputados, con penas que van de 8 a 33 años de prisión.

Su única respuesta a la sentencia emitida por la jueza Cardoza fue que apelarán su veredicto ante la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia, CSJ, porque consideran que sus familiares son inocentes de los delitos por los cuales fueron condenados.

Esta vez los familiares de Fariñas, de Osuna y de los demás condenados, no portaron el televisor ni la manta que llevaron el viernes 26 de septiembre, cuando la jueza Cardoza los encontró culpables la madrugada del sábado 27, de los delitos de crimen organizado, transporte internacional de drogas, lavado de dinero y falsificación ideológica.

Este viernes se hicieron presentes menos familiares, y lo único que llevaron fue un radio receptor con el que escuchaban en vivo la audiencia donde la jueza Cardoza dictaba la sentencia definitiva de prisión a cada uno de los reos.

Orlando Fariñas esperaba resignado la tarde de ayer que la jueza Cardoza dictara la pena máxima a su hermano Henry Fariñas, y se mostró molesto por la solicitud de la Fiscalía, de imponer multas millonarias a los procesados.

"Proceso viciado"

El hermano de Fariñas dijo que apelarán la sentencia de la jueza Cardoza, porque considera que el proceso a su hermano fue injusto y viciado.

En tanto, la comadre de Hugo Jaen Figueroa, Martha Zavala, también se mostró molesta por la multa que solicitó la Fiscalía a los procesados, y dijo que si al gerente del Night Club Elite, Wiliam Vargas, la jueza Cardoza lo absolvió por no encontrarlo culpable, a su familiar Jaen y al mismo Fariñas también se les debería dejar en libertad.

“Si a él le demostraron (a Wiliam Vargas) que era testaferro y no le encontraron nada de droga ni que lavaba dinero, entonces, ¿por qué a Hugo lo están condenado?”, se preguntó Zavala.

Mientras, María Haydée Osuna, hermana del exmagistrado Julio César Osuna, esperaba que a su hermano se le hiciera justicia en un proceso que señaló como único, porque a su parecer se ha pasado de largo.

María Haydée Osuna considera que su hermano es inocente, pues nunca se le demostró su culpabilidad.

“En todo el proceso que se llevó no existe ninguna prueba, y ustedes los periodistas han sido testigos”, finalizó.