•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Intentar subsanar el déficit de fondos provenientes de la cooperación externa y las transferencias municipales puede ser una de las razones por las que las autoridades de la comuna de Managua presentaron ante el Concejo una reclasificación del Impuesto sobre Bienes Inmuebles, IBI, según explicaron especialistas en el tema tributario, quienes agregan que esta acción podría repetirse arbitrariamente en otros municipios del país.

Si tiene carro, una casa de una estructura sólida y trabaja, pagará tres tipos de impuestos, el de rodamiento, el IBI y el Impuesto Municipal sobre Ingresos, IMI, solo que la cifra que pagó este año será mucho mayor, las opciones que le pueden quedar es resignarse a pagar más o evadir dicha responsabilidad.

Ver Infografía

Durante los últimos tres años, las autoridades municipales han insistido en que año con año el presupuesto es mayor porque los contribuyentes están pagando, sin embargo, el próximo año el gobierno y la cooperación reducirán las cifras de apoyo y los impuestos serán la clave para mantener las cantidades, tanto así, que para la proyección presupuestaria de 2013, ya se toma en cuenta el aumento del IBI.

Por otro lado, para el experto fiscal, Julio Francisco Báez, el procedimiento que siguió la municipalidad para reclasificar los barrios no fue el correcto, y por lo tanto es ilegal.

“La proyección presupuestaria no le da legalidad, están suponiendo un cobro con base ilegal, y, a su vez, proyectando lo que van a recaudar, no tienen asegurado completamente nada porque no hay legalidad”, indicó Báez.

Asimismo, explicó que el IBI tiene que pasar por todo un proceso de legalidad en el cobro que comienza con los avalúos municipales y la reevaluación de los bienes.

Impuestos pueden caer por medida

“Este impuesto no está en los Planes de Arbitrios, ya tiene eso un rango de ley (Decreto 395) los cambios tienen que ser por la Asamblea Nacional. Los impuestos no puede crearlos, reformarlos o suprimirlos nadie más que no sea la AN; la alcaldía no puede actuar de manera impositiva, no tiene validez, no tiene que ser acatado (por los contribuyentes)”, agregó el experto.

Reconoció que la reducción de ingresos es una realidad, pero no para ello se pueden utilizar otras posibilidades recaudatorias, como es el aumento, en este caso.

Por su parte, el economista René Vallecillo señala que la reclasificación del IBI en lugar de ser por barrios, debería ser por casa.

“No debería ser por barrios, sino por casas, en un barrio puede haber casas pobres, medias y altas. No hay uniformidad en los barrios. El aumento del peso tributario a los barrios más pobres, no lo veo razonable, debe ser puntual”, explicó.

Indicó que la población puede asustarse y que la medida puede ser contraproducente pues la gente podría dejar de pagar, y ahí sí habría una peor caída en la recaudación de los impuestos. No hay capacidad económica, es mejor no pagar, porque se vuelve tan oneroso que lo que resulta es dejar de pagar, detalló.

Lo mismo piensa el concejal opositor Leonel Teller, quien asegura que con estas acciones se está fomentando la evasión fiscal, y que el presupuesto podría perder más dinero, aparte de los más de C$200 millones que dejará de percibir el próximo año.