José Luis González
  •   León, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Los 26 ciudadanos retenidos por las autoridades policiales por supuestamente haber participado de los hechos violentos ocurridos el 5 de noviembre en el municipio de La Paz Centro, inconformes por los resultados electorales, fueron liberados este miércoles en su totalidad, por la Policía de León.

La liberación de estas personas se logró gracias a las negociaciones entre los partidos políticos (PLI y FSLN).

Una fuente policial afirmó que la mayoría de retenidos eran delincuentes comunes, y no precisamente miembros del PLI, aunque en las calles de dicha localidad, durante los disturbios, simpatizantes de esta organización política protestaban por supuestas irregularidades en el proceso electoral.

El comisionado Luis Barrantes, jefe de la delegación de la Policía de León, es la única persona facultada para abordar este tema, sin embargo, este miércoles permaneció durante todo el día fuera de su despacho.

Wilber Salgado, representante legal del PLI en León, destacó que las personas detenidas el lunes “tenían 48 horas en las cárceles preventivas, y que su detención era ilegal”.

Confirmó que la mayoría de retenidos sí pertenecían al PLI. “Algunos de ellos no eran simpatizantes nuestros, pero a quien le corresponde determinar si son vagos o delincuentes comunes es a la Policía”, dijo Salgado.