• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

El Banco Mundial, BM, aprobó dos préstamos a Nicaragua por un monto de US$11 millones, uno para financiar proyectos de adaptación al cambio climático en el sector de agua y el otro para la reconstrucción de infraestructura social y de viviendas en zonas rurales afectadas por el huracán Félix.

El primer financiamiento de US$6 millones del Fondo Especial de Cambio Climático, administrado por el Fondo para el Medio Ambiente Mundial, es para apoyar la adaptación al cambio climático en Nicaragua mediante inversiones y protección de fuentes de suministro de agua en los municipios de Juigalpa, Murra, San Ramón y San Juan de Limay.

“Con este financiamiento también apoyaremos la protección de sistemas costeros y los sistemas de agua potable en la municipalidad de Corn Island, en el Atlántico, para reducir su vulnerabilidad ante el cambio climático y el incremento del nivel del mar”, explicó el Ministro de Hacienda y Crédito Público, Iván Acosta.

El segundo desembolso corresponde a un financiamiento adicional por US$5 millones para el proyecto de recuperación de las comunidades afectadas por el huracán Félix.

Este proyecto es implementado desde 2008 con el objetivo de apoyar a las comunidades rurales afectadas en la RAAN luego del paso del huracán Félix en 2007. “Este proyecto ya ha beneficiado a 3,980 familias mediante la rehabilitación de techos de viviendas y a 200 familias con la reconstrucción de sus casas”, indicó Acosta.

Centros de Salud

El funcionario explicó que el financiamiento adicional de US$5 millones será utilizado para continuar la construcción y rehabilitación de centros comunitarios y centros de salud para ofrecer servicios a las comunidades más aisladas.

Estos préstamos ya fueron aprobados por el Directorio Ejecutivo del Banco Mundial, BM, desde el pasado 13 de noviembre. La firma del préstamo estuvo presidida por el Ministro de Hacienda, Iván Acosta, y por el Director del Banco Mundial para Centroamérica, Felipe Jaramillo.

Jaramillo indicó que los préstamos van enfocados en dos áreas que el organismo financiero ha venido apoyando desde hace mucho tiempo, como son el agua y saneamiento y el cambio climático.

“En agua y saneamiento el banco ha venido comprometiéndose con un programa de mediano y largo plazo para ayudar a que tengan agua potable y sistemas de saneamiento las poblaciones más vulnerables del país”, explicó.

Señaló que también están dando prioridad al tema del cambio climático para que las personas más pobres puedan sentirse más seguras ante los posibles problemas que seguirán enfrentando el país y el mundo ante el cambio del clima.