•   Masaya, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El calvario para obtener agua potable terminó para los pobladores de la comunidad El Jocote, con la instalación de un pozo de agua potable que abastecerá a 807 personas.

Pese a estar ubicados a tan solo tres kilómetros al suroeste de Masaya, hasta hace unos años los comunitarios debían bajar a la laguna del mismo nombre para obtener el vital líquido.

Sin embargo, desde que se constató la contaminación de ese cuerpo de agua se vieron obligados a viajar a Masaya para saciar la sed, rememoró Miriam del Socorro Medal, habitante de la comarca El Jocote.

“Siempre íbamos a medianoche o una de la madrugada a comprar el barril de agua que nos costaba 40 córdobas. Ahora con este pozo pues vamos a tener acceso al agua que todos necesitamos”, dijo.

El proyecto para llevar el agua potable a las familias de esta comarca costó C$4,5 millones. La comuna de Masaya aportó C$2.2 millones, y el estatal Fondo de Inversión Social de Emergencia, FISE, invirtió el monto restante.

Julio Canales, Director de Proyectos del Nuevo FISE, expresó que históricamente “las comunidades que han tenido escasez de agua, han pasado miles de calamidades, dificultades”, sobre todo “las madres y los niños… que se arriesgan a caminar (grandes) distancias para conseguir una vasija, una tinaja” de agua.

Para José Roberto Fuentes, Presidente del Comité de Agua Potable y Saneamiento, CAPS, el proyecto es valioso, porque es primera vez en la historia que los pobladores de El Jocote, sector de Vista Alegre, cuentan con un pozo que abastecerá a 110 viviendas, aunque de 10 a 15 familias quedaron fuera, pero no por falta de recursos económicos, pues “cada quien compró su medidor a US$25, más C$350 adicionales para mantener activo el Comité de Seguimiento que hoy entrega y que recibe como CAPS”, aseguró Fuentes.

El alcalde de Masaya, Félix Trejos agradeció a los pobladores por apropiarse del proyecto de agua potable, así como a las autoridades del FISE por contribuir al viejo sueño de esta comunidad que ahora es una realidad.

La obra en cifras

110 conexiones domésticas instaladas y funcionando

1 pozo perforado

1 tanque de mampostería instalado

1,342 metros lineales conforman la red de conducción

3,559 metros lineales conforman la red de distribución

50 inodoros ecológicos

16 miembros de la comunidad fueron capacitados bajo el enfoque de Responsabilidad Social Compartida