•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Según datos científicos, en los últimos 40 años la temperatura global en Nicaragua ha tenido una variación de un grado centígrado, es por ello que los rectores de ocho universidades se reunieron para discutir la importancia de incluir en los planes de estudio una asignatura relacionada al tema.

Este nuevo curso sería fruto del trabajo del Centro de Investigación y Transferencia Tecnológica de Cambio Climático, CITcc, proyecto que impulsa la Unión Europea y que seleccionó a la Universidad de Ciencias Comerciales, UCC, de Managua, para ser su sede.

El CITcc es parte del denominado Proyecto Alfa, que apunta a diferentes naciones para que a través de investigaciones aporten a la mitigación del cambio climático y a generar nuevos conocimientos.

El responsable del centro, José Antonio Milán, señaló que en 2011 comenzaron la tarea con una investigación que determinó que había significativas necesidades de capacitación y de desarrollo de conocimiento en el tema del cambio climático, principalmente en empresas del sector privado, universidades y colegios. Agregó que como parte del trabajo y de esa necesidad de fomentar el conocimiento en torno al tema, se elaboró un CD interactivo para ser difundido principalmente entre docentes de educación media, en el que se abordan los conceptos del cambio climático, sus causas, los riesgos, las distintas amenazas y las acciones para prevenirlo o mitigarlo.

Por su parte Gilberto Bergman, rector de la UCC, remarcó que hay ocho universidades (dos en Europa, dos en Latinoamérica e igual número en Centroamérica) que están trabajando para que exista una asignatura sobre el cambio climático.

"El proyecto ya avanzó y se ha preparado la propuesta a las ocho universidades miembros de Auprica (Asociación de Universidades Privadas de Centroamérica) en Nicaragua, ahora nos estamos reuniendo para presentarles el proyecto", indicó Bergman.

Agregó que otra investigación iniciada por el CITcc la lleva a cabo un grupo de expertos peruanos que con 11 técnicos de la UCC realizan un estudio piloto de la cuenca del río Tamarindo, para determinar la cantidad de agua existente y que luego ese trabajo se pueda hacer con las 23 cuencas restantes de Nicaragua.