•  |
  •  |
  • END

Ex combatientes sandinistas que buscaban un acercamiento con el gobierno del presidente Daniel Ortega denunciaron ayer que ex miembros de las Tropas Pablo Úbeda (TPU), del extinto Ministerio del Interior, estuvieron involucrados en los violentos sucesos ocurridos este fin de semana en León.

Los ex combatientes, que desertaron del grupo de ex militares que finalmente se plegaron al gobierno de Ortega en agosto pasado, dijeron a EL NUEVO DIARIO que al menos 25 ex jefes de operaciones especiales del antiguo Ministerio del Interior se dirigieron a León desde el jueves pasado, bajo la dirección del Secretario de Organización del Frente Sandinista de Liberación Nacional, Lenín Cerna.

“Esos compañeros nuestros se unieron al gobierno el pasado 17 de agosto en el Crowne Plaza, cuando el presidente Ortega reactivó a las TPU y ayer nosotros los vimos en televisión y luego lo confirmamos con nuestra red de ex combatientes históricos que no están de acuerdo con el actual FSLN”, dijo uno de los ex directivos de combatientes retirados, que buscaban acercamiento con el gobierno para obtener beneficios de seguridad social por medio de la Comisión de Reconciliación del cardenal Miguel Obando y Bravo.

Por “nuevas batallas”
En un acto celebrado en Managua el 17 de agosto, el presidente Ortega anunció oficialmente la reactivación de las Tropas Pablo Úbeda, una antigua fuerza especial entrenada para misiones de alto riesgo y golpes de mano, misiones de inteligencia y contrainteligencia y asaltos contra las fuerzas irregulares de la Resistencia Nicaragüense, que eran financiadas y dirigidas por Estados Unidos en los años 80.

“Ahora lucharán con su conciencia social, defendiendo los programas de alfabetización, protegiendo el Hambre Cero, protegiendo la salud del pueblo, luchando contra el hambre y el desempleo”, expresó Ortega en ese evento.

En el encuentro con los ex miembros sobrevivientes de las fuerzas especiales TPU, Ortega les prometió un aumento en las pensiones de los familiares de soldados caídos, reconocimiento de cotizaciones al Seguro Social y apoyo legal para resolver sus problemas de propiedad.

“Ustedes tienen una formación sólida y principios fundamentales que en estos tiempos son esenciales para defender los derechos de los pueblos, el derecho de tener una vida digna y a partir de las cinco con diez minutos y 25 segundos las Tropas Pablo Úbeda quedan organizadas nuevamente para librar estas nuevas batallas”, dijo el mandatario durante el encuentro con los militares retirados.

Plana Mayor del MINT en León
En esa ocasión estuvo presente el ex jefe de la Seguridad del Estado, Lenín Cerna, quien confirmó el fin de semana al Canal 12 de televisión que estuvo presente en León “organizando” asuntos de la campaña electoral que “coincidieron” con los sucesos violentos del pasado sábado 20 de septiembre.

“Dentro de la jornada del trabajo nuestro como organización, hemos estado en Occidente tanto el coronel (Efraín) Castillo, como el comandante (Luis “Chiri”) Guzmán, Carlos Bendaña, para hacer un trabajo rutinario de revisión de lo que es la estructura de campaña, ver en qué lugares tenemos que ajustar lo que haya que ajustar”, dijo Cerna en cámara, refiriéndose a los miembros de la Comisión Nacional de Capacitación del FSLN.

“Tenemos que hablar con los sectores afines al sandinismo, tenemos que acercar a los compañeros que han estado por distintas razones distanciados y eso es lo que hemos estado haciendo en León, hablando con los sandinistas, hablando con los fiscales, estamos en una reunión con fiscales que van a participar en León como fiscales de centro, fiscales de ruta”, dijo Cerna, al explicar su presencia en la ciudad universitaria donde acontecieron los hechos violentos.

“Nosotros sabemos que León ha sido un bastión del sandinismo, ellos (los opositores) saben lo que hacen cuando han decidido venir a meterse al bastión del sandinismo. Nosotros hemos venido a hablar de cuestiones electorales, pero los compañeros tienen su propia dinámica de trabajo y saben lo que tienen que hacer ante toda esta situación”, expresó Cerna sobre la reacción furiosa de ex combatientes sandinistas en las calles de León, para impedir una marcha de la sociedad civil contra el gobierno de Ortega.

Organizar fuerzas de choque
Según los ex combatientes en desacuerdo con el gobierno, los ex miembros de la TPU están siendo entrenados para sustituir a los antiguos “comandos electorales” del FSLN, reorganizar a los llamados colaboradores históricos y entrenar a los CPC y a miembros de la comunidad universitaria afines al gobierno en fuerzas de choque contra la oposición.

“A cambio les han ofrecido pensiones de gracias del INSS, ya les dieron unas cocinas venezolanas con tanques de gas y los metieron en los programas de alimentos, y les han ofrecido trabajo en el gobierno”, dijo el ex militar sandinista, quien reveló que la intención del FSLN es reagrupar a cerca de 1,000 de los 1,500 ex TPU que se desmovilizaron en 1990.

Durante los sucesos ocurridos el pasado sábado en la ciudad occidental se vio la presencia activa de connotados ex militares sandinistas en las calles, dirigiendo las acciones violentas, como el dirigente de los “combatientes históricos” en León, Benito Quiroz, y el ex mando del MINT, Manuel Calderón, actual candidato a alcalde de León, quienes dirigían a grupos de estudiantes de la UNAN-León y a activistas electorales del FSLN.

TPU fueron verdaderas fieras en la guerra
El nombre se lo deben a Pablo Úbeda, un legendario guerrillero contra la Guardia Nacional del régimen de Anastasio Somoza, que según las leyendas campesinas se convertía en “cadejo y pizote” para confundir a sus enemigos.

De él decían que tenía la virtud de pasar un día por el comisariato, otro día aparecía en una quebrada y en las noches se volvía “búho”. “Era el dolor de cabeza de los jueces de mesta y de los orejas de la Guardia Nacional”, dice la historia popular.

Pablo Úbeda era considerado el maestro de los disfraces y siempre burlaba las emboscadas de la GN. Cuando la Guardia tenía noticias de su paradero iba tras él pero nunca lo encontraba, hasta que un día de agosto de 1967 cayó en Pancasán.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus