•   Costa Rica  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La Sala VI Constitucional de San José avaló a la Policía de Migración de Costa Rica para que detenga a extranjeros por más de 24 horas, les quite el pasaporte y haga investigaciones sobre su situación migratoria en el país, contrario al espíritu de una acción de inconstitucionalidad presentada por diversas organizaciones promigrantes desde septiembre del 2011 contra 13 artículos de la Ley de Migración.

El recurso fue presentado por las organizaciones Asociación de Trabajadoras Domésticas Astradomes, Asociación Merienda y Zapatos, Asociación Servicio Jesuita para Migrantes Costa Rica, Sindicato Unitario Nacional de Trabajadores de la Construcción y Similares y la Asociación Coordinadora de Trabajadores Bananeros Zona Atlántica y Sarapiquí.

La decisión del tribunal

En voto N.° 2012-17060, la Sala IV del Poder Judicial aceptó que no eran inconstitucionales el numeral 18, incisos 12 y 26, y el artículo 31, inciso 5, que permiten detener temporalmente a los inmigrantes, para verificar su condición migratoria, y facultan a la Policía de Migración para investigar y retener el pasaporte.

Además, se refieren a la aprehensión cautelar por 24 horas para verificar la condición migratoria y la detención administrativa por hasta 30 días naturales.

Argumentos de promigrantes

Según la acción presentada por las organizaciones promigrantes, la detención de los extranjeros debe ser la última medida y debe ser la excepción. Sostienen también que “facultar a la Policía de Migración para investigar contraviene el principio de división y equilibro de poderes, al otorgarle a este cuerpo policial administrativo una competencia exclusiva del Poder Judicial”.

Argumentan, además, que “retener el pasaporte de un extranjero sin restricción alguna y sin que se determine por cuánto tiempo, es contrario al artículo 24 constitucional, que establece que el secuestro de documentos es prerrogativa del Poder Judicial”.

Sala justifica

Para la Sala, la detención por 24 horas se justifica para verificar la situación migratoria sin que exista un indicio de infracción, y “solo se dará cuando existan razones de peso por las que no haya sido posible verificar la condición migratoria por causas no atribuibles a la Administración”.

Organizaciones estudian respuesta

Karina Fonseca, del Servicio Jesuita para Migrantes, dijo a El Nuevo Diario que están estudiando el fallo emitido por la Sala IV, para luego asesorarse y replicar al mismo.

Las organizaciones promigrantes consideran que las actuales facultades otorgadas a la policía migratoria vulneran los derechos humanos de los migrantes en Costa Rica.

Por su parte, Freddy Montero, director interino de Migración, declaró que la policía especial de la institución necesita estas prerrogativas para investigar la trata de personas, el tráfico ilícito de migrantes, y falsificación de documentos migratorios.