•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |

Practicar la caridad con  enfermos privados de libertad y los más necesitados ha sido la principal llamado que ha hecho la Iglesia Católica a los miles de files que en este momento participan en el tradicional vía crucis penitencial que preside la venerada de la Sangre de Cristo.

A lo largo de la meditación de  las cinco estaciones que han transcurrido desde que inicio la solemne procesión bajo un ardiente sol las autoridades eclesiásticas han hecho énfasis en la práctica de la caridad.

Como de costumbre la magna procesión avanza lentamente sobre la Carretera Managua- Masaya en medio de gigantesca multitud que participan con cantos penitencial y el rezo de los misterios dolorosos del santo rosario.

En el trayecto de la procesión es notorio observar como centenares de files pagan sus promesas caminando descalzaos, vendados o bien cargando en brazos a sus pequeños hijos vestidos de cirineos representado a Simón de Cirene que según  los evangelios ayudó a Cristo a cargar la cruz.

A lo largo del recorrido de la procesión que salió frente al Colegio Salesiano y que concluirá a eso del mediodía en la Catedral de Managua, decenas de vendedores ambulantes han puestos su ventas de alimentos, gaseosas, sombreros, agua helada y reliquias propias de la época.