•   La Haya, Holanda  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La Corte Internacional de Justicia (CIJ) decidió hoy tramitar en un solo caso las dos disputas que enfrentan a Costa Rica y a Nicaragua por cuestiones fronterizas, anunció el alto tribunal en un comunicado.

Se trata por un lado de la demanda interpuesta en noviembre de 2010 por Costa Rica en contra de Nicaragua y la que posteriormente presentó Managua contra su país vecino en diciembre de 2011.

En la primera de ellas, Costa Rica denunció a Nicaragua por los efectos medioambientales del drenaje del río San Juan y por una presunta "incursión" en el territorio costarricense de la armada nicaragüense.

En una decisión intermedia respondiendo a medidas provisionales urgentes, los jueces prohibieron a en marzo de 2011 a los dos países el envío o estacionamiento de tropas en la zona en disputa.

La segunda de ellas se corresponde con la demanda de Nicaragua contra Costa Rica por la construcción de una carretera a lo largo del río San Juan, lo cual, según Managua, supone una "violación" de su soberanía en esa zona fronteriza común.

Los jueces han decido unificar ambas demandas "en conformidad con el principio de la economía judicial" y basándose en el artículo 47 de su reglamento, según el cual la Corte puede decidir "unificar dos o más casos en cualquier momento de los procesos".

Los magistrados han considerado que ambas disputas se refieren "a los mismos países y a la misma zona" geográfica común que es el río San Juan.

También que los hechos denunciados se han producido "en o en las proximidades" del río San Juan, siendo en la primera de las denuncias el drenaje del río la cuestión en disputa y en el segundo la construcción de una carretera a lo largo de la ribera derecha del río.

Asimismo, en ambos casos se han considerado los efectos medioambientales y la libertad de navegación o acceso al río, refiriéndose ambas partes al "riesgo de sedimentación" en el río.

Además, ambos países se refieren en sus denuncias a la violación del llamado Tratado de límites de 1858 y otras dos convenciones relacionadas.

La unificación de los casos responde a la petición formal realizada por Nicaragua en diciembre de 2012 junto a la presentación de su memoria (la documentación escrita) en el segundo caso, a lo que Costa Rica se opuso por considerarlo poco equitativo y por estimar que los casos no están lo "suficientemente relacionados".