•   Matagalpa, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Brigadistas contra incendios y bomberos de Matagalpa, lograron controlar hoy un voraz incendio que se originó ayer y que redujo a cenizas unas 50 manzanas de bosques en la Reserva Apante, según estimaciones de los apagafuegos.

El incendio inició el mediodía del lunes en la zona de amortiguamiento, en el sector de Jucuapa y se extendió rápidamente a los pinares de la reserva.

Dos unidades de los bomberos de Matagalpa se movilizaron al lugar, pero el difícil acceso de la zona y la caída de la noche, impidió que se lograra controlar el incendio en su totalidad, por lo que durante la noche tomó fuerza y hasta el mediodía las llamas seguían avanzado sobre el bosque de pino.

Sin embargo, a primeras horas del día se activó la brigada contra incendio de la comunidad de Apante, cuyos treces integrantes sumaron esfuerzos junto a los bomberos de Matagalpa para controlar el fuego que amenazaba con extenderse hasta el corazón de la reserva.

Además de acabar con los arboles de regeneración natural, el fuego afectó todo el ecosistema de la zona.

Santiago Dormus, responsable de la brigada contra incendio de Apante, señaló que fueron avisados en la madrugada, pero enfrentaron la dificultad de no poseer bombas mochilas y otros equipos que les permitirían contener el avance del fuego.

Por su parte, los bomberos indicaron que esperaron el apoyo de la brigada contra incendios del Ejército de Nicaragua, pero hasta esta tarde la ayuda no había llegado. Tampoco las autoridades del Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales, Marena, se habían presentado para evaluar y cuantificar los daños.

El Nuevo Diario trató de conocer sobre esta situación en la delegación del Marena, pero los funcionarios estaban en una reunión, según informaron.

Hasta ahora se desconoce el origen del fuego y el monto de las pérdidas tanto naturales como económicas en la reserva.