•   Las Brisas, Rancho Grande, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Ciento cincuenta pequeños productores de siete comunidades del municipio Rancho Grande fueron beneficiados con semillas de maíz mejorado, a través de un proyecto que pretende garantizar una mejor producción.

La entrega de semilla estuvo a cargo del Proyecto Pavón, de la empresa Minera B2Gold, que está trabajando con los pequeños productores para formar un banco de semillas, y así poder ayudar a productores de otras comunidades de este municipio del departamento de Matagalpa.

“Con este banco de semilla de maíz estamos promoviendo la producción local y beneficiando en esta primera etapa a 150 productores, esperando que en la próxima siembra dupliquemos esta cantidad de productores beneficiados”, expresó Levinia Sequeira, representante de la empresa B2Gold.

“Hemos seleccionado a través de los líderes comunitarios a las personas que vamos a beneficiar: estamos beneficiando a las personas con más necesidades para garantizar la seguridad alimentaria”, agregó.

Los beneficiarios señalaron que con esa ayuda van a poder sembrar sus parcelas de maíz y tener una buena cosecha, ya que el promedio de producción es de 23 quintales por manzana.

El Proyecto Pavón también les facilitará asistencia técnica y capacitación.

Comunitarios reconocen y agradecen ayuda

Ana Olivas, habitante de la comunidad Las Brisas, agradeció la ayuda que B2Gold les ha ofrecido a través del Proyecto Pavón, la cual se visualiza en la reforestación de diversas zonas, en la construcción de escuelas y de preescolares, y en el traslado de enfermos desde lejanas comunidades hasta los centros de salud, además de ser beneficiados con semillas de frijol y ahora de maíz.

Por su parte, el pastor Antonio Sevilla, a través de una oración, dio gracias por el apoyo que estaban recibiendo los campesinos de las siete comunidades, ya que dijo se trata de personas de escasos recursos que necesitaban de una mano amiga para poder sembrar sus parcelas, pues el invierno está por caer y no tenían dinero para comprar semillas.