Gilberto Ariel Artola
  •   Mulukukú, Región Autónoma del Atlántico Norte, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Los casos de dos menores de 12 años embarazadas producto de violación, está provocando gran conmoción en el municipio de Mulukukú, en la Región Autónoma Atlántico Norte.

Las dos menores albergadas en la Casa Materna de Mulukukú, revelaron que desde los 8 años comenzaron a ser víctimas de reiterados abusos en sus propias casas.

Una de las pequeñas narró cómo su padrastro sin decirle nada la tocaba constantemente, hasta que un día le quitó la falda y le dijo que sería su mujer.

Según su historia, cada vez que su mamá estaba fuera de la casa, el hombre aprovechaba para someterla y, a la vez, la amenazaba con golpearla si contaba lo que estaba pasando. Dijo que la última vez que fue sometida por su agresor, fue hace unos tres meses.

“Ese día mi padrastro me dijo que me fuera al monte, cerca del pozo, y fue ahí donde me violó por última vez, porque mi mamá estaba en la casa”, dice textualmente el relato que la menor hizo entre lágrimas al especialista forense Richard Larios Navarrete.

El embarazo de la menor fue descubierto por la madre el pasado 2 de mayo, cuando una conocida notó algo raro en la niña. Al volver a la casa, la señora encaró al hombre y este le propuso que se quedaran callados y criaran al bebé.

La madre de la menor precisó que el 3 de mayo llevó a la pequeña al hospital, donde se le confirmó el embarazo, lo que la motivó a interponer denuncia ante la Policía.

Sometida por su progenitor

La historia de abusos contra otra menor de 12 años, quien resultó embarazada, comenzó también cuando esta tenía 8 años; pero en este caso fue el propio padre su agresor.

Según relató la niña, su padre la llevaba junto a sus tres hermanos menores a cortar leña, pero un día, a eso de las 8 de la mañana, se fueron por el río Tuma, y el hombre mandó a los tres hermanos a traer leña de un lado y a la niña le ordenó ir en sentido contrario; él la siguió, y la violó.

Según cuenta la niña, a partir de entonces cada vez que su mamá no estaba, el padre la obligaba a tener relaciones sexuales.

Dijo que la última vez que fue abusada fue el 15 de marzo, cuando su papá se la llevó junto su hermano a la comunidad Sislao Paraska.

El embarazo de la menor fue detectado el pasado 10 de mayo, cuando la niña presentó fiebre y dolor de cabeza y en el hospital los exámenes revelaron su estado.

 

Señalados detenidos

La teniente Magdalena Bucardo, vocera de la Policía Nacional en El Triángulo Minero, Prinzapolka y Mulukukú, dijo que el primer caso fue denunciado el 4 de mayo, y el segundo el 12 de mayo.
La jefa policial precisó que en ambos casos, los señalados estan detenidos, mientras aguardan el debido proceso.

 

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus