•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Los basureros legales que en meses pasados la Alcaldía de Managua mandó a construir en varios puntos de la capital, siguen generando molestias a las personas que viven cercanas a estos puntos por los fétidos olores. A esto, hay que agregarle que los carretoneros y personas en general, no tiran la basura en el interior de los botaderos de cemento, sino que arrojan los desperdicios fuera del mismo.

Según los pobladores del barrio “Carlos Fonseca”, el botadero que está ubicado a una cuadra de los semáforos de la intersección de la pista El Dorado con la pista “Cardenal Obando”, sigue generando grandes cantidades de basura en las calles, esto porque los carretoneros dejan los desperdicios en la entrada del basurero de concreto.

Según Violeta Salgado Rivera, siempre se observan grandes cantidades de basura fuera de los contenedores porque la gente no hace caso en botarla en el interior, además, como no hay quien supervise estos puntos “la gente hace lo que se le da la gana y bota la basura donde quiere”.

“Es increíble cuánta basura se puede acumular en estos puntos, la alcaldía debería supervisar y evitar que la gente siga haciendo lo que se les ocurra, ojalá pongan a un supervisor permanente, también es necesario que regulen lo que botan en estos puntos, ya que siempre tiran animales muertos y aparte del fuerte mal olor puede generar muchas enfermedades”, dijo Salgado.

La Alcaldía de Managua, construyó cerca de cuarenta contenedores de basura en la capital, éstos se ubican en el mismo número de puntos críticos de Managua, pero el número podría aumentar en una segunda campaña que tiene prevista la comuna capitalina.

El costo total de la inversión del proyecto es de C$8 millones, tomados de los fondos de emergencia de la comuna. La capacidad de almacenamiento de cada contenedor es de 54 metros cuadrados.