• Siuna, RAAN |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

Aunque la Policía aguarda para ofrecer detalles de los últimos crímenes ocurridos en la RAAN y en la zona fronteriza con Jinotega, pobladores de esas comunidades remotas atestiguan que han comenzado a aterrorizarse por la crueldad con que se han ejecutado.

La víctima número 18 fue identificada ayer como Vicente Ferreris Espinoza Díaz, de 48 años, productor asesinado de forma violenta en el sector en la comarca El Indio, sector de San José de Silví, jurisdicción del municipio de Siuna, Región Autónoma Atlántico Norte.

El crimen de Espinoza Díaz es el más atroz reportado los últimos años en este territorio del Caribe Norte, donde los hechos de violencia ocurrido en los últimos días mantiene en zozobra a los habitantes del Triángulo Minero.

Asesinato atroz

El especialista forense, Richard Larios Navarrete, dijo que el cuerpo presentaba ausencia completa de los huesos frontales de la cara, y una decapitación parcial, el cuerpo presentaba un orificio de entrada (bala), en el lado derecho del pecho, con relación directa de salida por el abdomen en flanco izquierda. “Estamos hablando de una lesión con proyectil de arma de fuego, decapitación y de una ausencia de los huesos del rostro”, explicó el especialista forense.

“A este ciudadano lo atacaron con un objeto contuso que le provocó las múltiples fracturas en todos los huesos del rostro y evidentemente posterior a la fractura un arrancamiento del mismo”, precisó el especialista forense, tras agregar que en periodo de atender la zona del Triángulo Minero, es el primer caso que atiende con características de desprendimiento de rostro.

Encontronazo en la montaña

Según Efraín Murillo Muñoz, hijastro de Espinoza Díaz y quien acompañaba a la víctima el día del sangriento hecho, ambos salieron con dirección a la comunidad de Labú, a retirar un medicamento al centro de salud, pero al pasar por una montaña espesa, la víctima desenterró un fusil que mantenía escondido, ya que tenía temor de ser emboscado.

Según describe un informe policial la víctima se encontró en un camino de la propiedad de Petrona Zeledón con Jefry Alvarado Sequeira, de 22 años, Gamaliel Alvarado Sequeira, de 30 años, y con Rudiel Jarquín Suárez, momento en el que Jefry Alvarado Sequeira le disparó a la víctima, quien herido respondió al ataque con el Ak que portaba. Intentó huir pero fue infructuoso, momento en el que Gamaliel Alvarado Sequeira de 30 años y Rudiel Jarquín Suárez, lo decapitaron.

Según informaron familiares del abatido productor y líder comunitario, los restos que le fueron desprendidos a la víctima fueron lanzados a un perro para que este se los comiera y no fueron encontrados por el especialista forense, al momento de realizar el examen médico legal.

El cuerpo de la víctima no fue entregado por los hermanos Alvarado Sequeira, ya que de acuerdo con declaraciones de los comunitarios, estos se atrincheraron en su casa y con fusiles Ak, esperaban a la Policía Nacional para enfrentarlos, sin embargo, como estos demoraron se marcharon con rumbo desconocido a las 6:00 a.m. del pasado 31 de julio.

En tanto, Jefry Alvarado Sequeira de 22 años, permanece en el hospital de Siuna donde se encuentra recibiendo atención médica, pero su estado es reservado.