• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

La violencia sicológica muchas veces es igual o peor que la física, indicó la doctora Asunción Moreno, especialista en Derecho Constitucional y coordinadora de la Facultad de Ciencias Jurídicas de la Universidad Centroamericana, UCA, durante el taller de capacitación para periodistas en el tema de violencia intrafamiliar.

La especialista indicó que si bien la violencia física es terrible, igual o más lo es la violencia sicológica por atacar a la mujer constantemente, destruyendo su autoestima y calando en su conducta, en una forma de perpetuar la sumisión.

El objetivo del seminario, impulsado por el Movimiento de Mujeres “María Elena Cuadra”, era calar en los profesionales de la comunicación sobre el tema, con un análisis de la Ley 779 o Ley Integral contra la Violencia hacia la Mujer, y que estas herramientas jurídicas enseñadas sean aplicadas en su trabajo diario.

En la actividad en participaron periodistas de prensa escrita, televisión y radio, la doctora Moreno expresó que por otra parte está la violencia mediática, desde la cual denigra a una persona.

Explicó que a parte del carácter materialista de la publicidad y de la reducción de la mujer como objeto sexual, también está la violencia ejercida desde los medios de comunicación con adjetivaciones, comparaciones inapropiadas para las mujeres víctimas.

“A los periodistas recomiendo pensar en la víctima. No ser crueles, porque el daño que se causa a la persona afectada o a su familia es enorme”, comentó la doctora Moreno refiriéndose a las repercusiones sociales.

Ley 779 y mitos

Por su parte, el diputado Carlos Emilio López, vicepresidente de la Comisión de mujer, niñez, juventud y familia, destacó que con la aplicación de la violencia hacia la mujer hay diversos mitos.

El legislador especificó que la Ley 779 en ningún momento promueve la violencia entre hombre y mujer, sino que por el contrario promueve derechos humanos.

“Ante las desigualdades históricas de género, era necesaria una ley especial para equiparar el pleno goce de derechos. Por eso igual se hizo con el Código de la Niñez, la Ley 763 para las personas con discapacidad, la Ley 270 del Adulto Mayor, así como la ley de igualdad de derechos y oportunidades”, expresó López.

Recalcó que si bien algunas personas han introducido recursos por inconstitucionalidad contra la Ley 779, en la Asamblea Nacional no existe ninguna iniciativa de reforma.