•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El presidente de la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua (Amcham), Diego Vargas, solicitó transparencia de parte de los “actores” involucrados en la construcción del canal interoceánico, previo a la exposición que hizo el portavoz de la empresa HKND, Ronald MacLean, a los empresarios ayer.

Durante su discurso, Vargas insistió en que “lo primordial es ser transparente” y “respetuoso con el orden jurídico, con la institucionalidad, el medio ambiente y con nuestros recursos”.

“Un último asunto, pero no menos importante. Que se me escuche bien. Si quieren que el sector privado nacional e internacional acompañe esta magnífica idea, estamos dispuestos. Estamos listos, sin vacilar. Eso sí: sin chanchullos, sin truculencias, sin dados cargados, sin favoritismos. Es decir, sin ninguno de los vicios que en el pasado, evitaron que el canal fuese una realidad”, añadió Vargas.

Equipo de 50 personas para estudio

Durante su exposición, el portavoz de HKND, empresa que tiene la concesión para operar, construir y administrar un canal interoceánico cuya ruta aún no está definida, insistió en que pese a que no tienen experiencia en construcción, el presidente de esta sociedad, Wang Jing, ha contratado a firmas de renombre.

“Mi presencia aquí es para invitarlos a participar en este proyecto”, dijo MacLean, quien anunció que ayer salieron “50 personas de siete diferentes nacionalidades” como parte del equipo que elabora los estudios de factibilidad.

Habla gerente de ERM

A la cita acudieron una decena de empresarios y también expuso Alberto Vega, gerente de proyecto senior de Environmental Resources Management (ERM), a cargo del estudio de impacto ambiental, quien detalló otros proyectos en los que han trabajado realizando el mismo tipo de estudio, y los países donde tienen presencia.

Vega es oriundo de Nicaragua y ecólogo de profesión, y agregó que actualmente ERM da seguimiento a los compromisos adquiridos en términos medioambientales en la ampliación del canal de Panamá.

Intercambio

Tras la presentación de MacLean y de Vega, hubo un período de preguntas y respuestas. Los empresarios expresaron su inquietud porque las propiedades que serán expropiadas, se pagarán conforme al valor catastral y no del mercado. MacLean se limitó a contestar que eso estaba estipulado en la legislación.

En su discurso, Diego Vargas dijo que en Nicaragua “expropiación es una mala palabra”. “Le tenemos miedo, para nosotros es sinónimo de confiscación, y eso nos preocupa”.

¿Y el Cocibolca?

Yalí Molina cuestionó que en ninguna de las dos exposiciones se abordaron las repercusiones que tendrá el canal en el Cocibolca. Luego, ante los periodistas, Alberto Vega adujo que no proporcionó detalles sobre el estudio de impacto ambiental porque firmó un contrato de confidencialidad.

En tanto, Piero Coen preguntó por el esquema del capital accionario. El vocero de HKND contestó que eso aún no está definido.

 

La soberanía

“Igual nos preocupa el asunto de la garantía ofrecida (las reservas internacionales de nuestro Banco Central) para responder por eventuales inconvenientes en la ejecución y conducción del negocio del canal. La soberanía, ese querido, apreciado y poco conocido elemento subjetivo, igual nos intranquiliza”, dijo Diego Vargas.