•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El juez Tercero Especializado en Violencia de Managua, Harold Leal, aceptó la ampliación de pruebas presentadas por la Fiscalía contra Roberto Barberena Mendoza, conocido en el mundo artístico como el payaso Pipo.

El cómico enfrenta cargos por violencia patrimonial y violencia psicológica, en perjuicio de su expareja Walkiria Gaitán Espinoza y de sus dos menores hijos.

En la ampliación de pruebas, el Ministerio Público está ofreciendo como testigos de cargo a Fátima Barberena Mendoza, hermana del payaso Pipo.

Fátima Barberena dirá en juicio que, en noviembre de 2012, ella comunicó a su excuñada, Walkiria Gaitán, que el payaso Pipo la retiraría del control de las finanzas de la empresa de diversiones infantiles, de la cual ambos son socios, según la Fiscalía.

El Ministerio Púbico también incluyó en su ampliación de pruebas el testimonio de Vladimir Centeno Reyes, mejor conocido como payaso Ton Tin, quien laboraba en la empresa que fundaron la supuesta víctima y el acusado.

Los testimonios de Barberena y del payaso Ton Tin son parte de pruebas con las que el Ministerio Público pretende demostrar la violencia patrimonial que se le imputa a Pipo en perjuicio de su expareja.

La defensa del payaso Pipo propuso la declaración de descargos, pero el judicial no se pronunció sobre esta petición ante la protesta de la Fiscalía, que consideró extemporánea la petición del abogado del procesado.

La ampliación de pruebas contra el artista se produce una semana antes del inicio del juicio previsto para el próximo 22 de agosto.