•   Chontales, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Joven, alegre y servicial, así se observa a Mayreth Isabel Rodríguez Flores, de 28 años, una juigalpina que desde hace más de nueve años trabaja de enfermera en la delegación policial de Chontales. Ahora desempeñará un nuevo cargo: será inspectora en las filas de la Policía Nacional.

Anteriormente se desempeñó como auxiliar de enfermería en el V Comando Militar del Ejército de Nicaragua.

La vida de esta joven madre cambiará en los próximos días cuando sea ascendida al grado de inspectora por parte de la jefatura de la Policía Nacional.

Ahora, Mayreth Isabel tendrá que conjugar su trabajo entre la atención de pacientes y el trabajo policial, debido a que, por un lado, siempre seguirá atendiendo el área de enfermería de la institución en Chontales, y, por otro, se le adicionará el arma de reglamento para estar lista a brindar seguridad a la ciudadanía cuando la jefatura lo decida.

“Voy a trabajar para nuestro pueblo con mucho orgullo, honor y seguridad… Es un gran reconocimiento. La Policía me tiene confianza y es un respeto que me he ganado en las instituciones del Estado. Trabajo también con Conisida”, dijo Rodríguez Flores, quien aseguró que al día atiende alrededor de 50 personas entre trabajadores de la Policía, Gobernación y bomberos.

Entrenaba constantemente

Relata que en las horas libres realizaba entrenamientos policiales. “Todos los entrenamientos los he recibido… me preparaba para llegar a inspectora… era un sueño desde 2005, cuando ingresé a la Policía aunque en carácter civil. Voy a luchar para seguir adelante”, reiteró Rodríguez Flores, quien tiene una niña: Alba Marín Rodríguez.

Licenciada en enfermería, considera que para alcanzar sus sueños “tuve día a día que prepararme muy duro, uno empieza gateando. Me gusta ser policía”, recalcó.

Su mamá, Alba de Jesús Suárez Suazo, es maestra, y su papá Marlon Rodríguez Lacayo es tractorista en El Almendro.

Rodríguez Flores manifestó que lo más difícil para una mujer policía es que no puede estar todo el tiempo con sus hijos, porque ese tiempo se lo dedica al trabajo, velando por la población.

“Estoy preparada, con mucho gusto seré policía”, señaló Rodríguez Flores, quien instó a la juventud a que ingresen a la institución policial, porque aseguró que así se trabaja para la comunidad, y se le brinda seguridad.

36 ascensos en Chontales

El comisionado Oswaldo Pérez, segundo jefe de la Policía de Chontales, dijo que suman 36 los policías que serán ascendidos en grados en los próximos días, que van de suboficial a subcomisionado.

Explicó que el ascenso en grado a inspectora de Rodríguez, obedece a que ella es licenciada en enfermería.