•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Si el Bono Solidario, que beneficia a unos 160,000 empleados públicos y que el año pasado sumó US$66.7 millones, se incluye en el Presupuesto General de la República del próximo año, se estarían inyectando alrededor de US$15 millones anuales a las arcas del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social, INSS.

“Esta operación le vendría a inyectar recursos frescos al INSS, porque de esos US$66.7 millones que el Gobierno entrega en concepto de bono solidario, el 22.50% pasaría a las arcas de la seguridad social en concepto de cotizaciones, estamos hablando de más de US$15 millones”, explicó el experto en seguridad social, Manuel Israel Ruiz.

El Programa Económico Financiero divulgado esta semana por el Gobierno, en su punto 84 señala que a partir de 2014 “se incluirá en el presupuesto” el bono solidario, que actualmente se financia con los recursos de la cooperación venezolana.

Actualmente, tanto el empleador como el trabajador aportan el 11% del salario para Invalidez, Vejez o Muerte, IVM, para riesgo profesional el empleador paga el 1.5%, para maternidad el empleador paga el 6%, 2.25% el trabajador y 0.25% el Estado, y otro 1.5% que el empleador paga para las víctimas de guerra.

Positivo

El experto valora la medida de positiva, ya que ese complemento que el Gobierno entrega a los trabajadores que ganan menos de C$5,500 mensuales, ahora pasará a formar parte de su salario, “lo que debió haberse hecho desde un inicio”.

Hay suficientes recursos

Wálmaro Gutiérrez, presidente de la Comisión de Producción, Economía y Presupuesto de la Asamblea Nacional, indicó que sí existen recursos para incluir el bono solidario en el Presupuesto General de la República del próximo año.

“Mi opinión es que si el ministro de Hacienda (Iván Acosta), instruido por el presidente (Daniel Ortega) tomó esa decisión, es porque existen recursos (propios) para financiarlo”, indicó Gutiérrez.

Señaló, además, que no importa cuál sea la fuente de financiamiento del bono, sino que se siga manteniendo al trabajador. “Si se traslada al Presupuesto da una sensación de estabilidad al trabajador, porque ya no estamos dependiendo de recursos externos para ese fin”, señaló.

Los recursos venezolanos

Indicó que si esto sucede, los recursos de la cooperación venezolana que se utilizaban para pagar el bono se estarían usando para una mayor inversión de capital bruto, es decir, en la construcción de escuelas y de carreteras.

“Este es un reconocimiento a los trabajadores del Estado, y si se establece el bono en el Presupuesto es porque hay una buena economía, porque estamos creciendo, y eso permite absorber responsabilidades”, señaló el diputado José Zepeda.

 

Coincide con llegada del FMI

El anuncio del Gobierno de incorporar el bono solidario al Presupuesto General de la República se da previo a la llegada de una misión del Fondo Monetario Internacional, FMI, prevista para la próxima semana.

En distintos momentos, representantes del FMI han solicitado presupuestar la cooperación de Venezuela, que entre 2008 y 2012 fue de US$2,811.9 millones, de acuerdo con el BCN.

 

La cotización

“Si un empleado que recibe el bono gana C$6,000, y cotiza con base en esa cantidad, ahora tendrá que hacerlo con base en C$6,750, es decir, que le deducirán el 6.25%, y el empleador también pagará su 16% al INSS con base en ese nuevo salario, más el 0.25% que el mismo Estado paga al INSS”, explica Manuel Israel Ruiz.