Lizbeth García
  •  |
  •  |
  • END

Los operadores de la justicia penal en Managua “limpiarán” las celdas de los distritos policiales, donde hay reos que han completado hasta 200 días presos pese a que ya tienen prisión preventiva, y por ley deben estar en el Sistema Penitenciario Nacional, SPN, de Tipitapa.

El alcaide Oscar Molina Chavarría, jefe del SPN, confirmó por medio de una nota de la Dirección de Prensa del Complejo Judicial Nejapa, que en lo que va de 2008 la institución ha rechazado el ingreso de 154 reos porque fueron remitidos sin la debida documentación.

Estos reos deberían estar recluidos en el SPN, 48 horas después de que el Juez de Audiencias les decretó la prisión preventiva, pero por distintas razones siguen detenidos en las delegaciones policiales.

El comisionado mayor Ramón Gámez, segundo jefe de la Policía de Managua, reveló que hay un reo en la Estación Cuatro que lleva más de 200 días recluido en ese lugar, y en la delegación de Ciudad Sandino hay otros cinco que llevan casi dos meses detenidos, confirmó Carlos Espinoza, jefe de la Dirección de Auxilio Judicial de ese municipio.

El alcaide Molina Chavarría explicó que pese a que el penal de Tipitapa fue construido para albergar a mil 800 reos, actualmente tienen a dos mil 500, pero está dispuesto a recibir a los 154 reos siempre y cuando sean enviados con su respectiva acta de prisión preventiva con los datos correctos.

En ese sentido, el funcionario reveló que ha ocurrido que cuando cotejan la información del reo con la que aparece en el acta, descubren que hay datos contradictorios en nombres y fechas.

Otras veces ocurre que el reo llega al penal de Tipitapa con golpes en su cuerpo y hasta heridos de bala, pero como no llevan la correspondiente valoración forense, no los dejan ingresar. Si lo hicieran no podrían demostrar después que no fue en el penal que los agredieron, agregó el alcaide.

Las declaraciones de Molina se produjeron durante el encuentro que sostuvo con los jueces de Managua y las autoridades de Policía.

Los operadores de justicia acordaron que cuando se detecten casos de actas con datos errados para tramitar el ingreso del reo al Sistema Penitenciario, se entablará comunicación directa vía telefónica entre el juez y el jefe del penal, para corregir la información y evitar que sea devuelto a la delegación policial.

Las autoridades esperan que las celdas preventivas de las delegaciones policiales “queden limpias” de reos con prisión preventiva.