•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Rencillas de varios años entre cuñados terminó con la muerte de uno de ellos, la noche del viernes 4 de septiembre, en el barrio Vistas del Xolotlán.

La víctima mortal es José Alejandro Pérez Tenorio, de 35 años, quien recibió dos machetazos, uno en la cabeza y otro en el brazo, los cuales le provocaron hemorragia masiva.

“El autor es Ciro Reynaldo Cortez Ruiz, de 26 años, quien luego de las agresiones se dio a la fuga, ambos eran cuñados y vecinos, pero desde hace tiempo tenían problemas porque Cortez, aparentemente, cortejaba a la cónyuge de la víctima”, informó la inspectora Francis Sotelo, oficial de turno de la oficina de la Secretaría del Distrito V de Policía.

Sin mediar palabras

“Estábamos en frente de la casa jugando naipes con un grupo de amigos, cuando de repente y sin mediar palabras Ciro lo agredió con un machete”, manifestó en su denuncia la viuda.

“Aunque lo llevamos de inmediato al Hospital Alemán Nicaragüense, falleció minutos después”, relató la dama, quien procreó dos hijos con la víctima.

“Ellos (Pérez y Cortez) habían discutido temprano, siempre se llevaron mal, hasta que terminó en esta tragedia”, dijo José Ramiro Hernández, de 72 años, padre adoptivo de la víctima.

Pérez se ganaba la vida como vendedor de leche agria, y deja en la orfandad a cuatro niños. Su cuerpo descansa en el cementerio “Milagro de Dios”.

Preso por parricidio

José Alejandro Pérez Tenorio estuvo detenido por causarle la muerte a su hermano Domingo Octavio Pérez Tenorio, de 32 años, el 23 de febrero de este año.

En su momento, José Alejandro dijo que había cometido el parricidio en defensa propia, porque Domingo, quien estaba en estado de ebriedad, intentó agredirlo primero.

Domingo era considerado por los vecinos de Vistas del Xolotlán como “el azote del barrio”, lo que quedó evidenciado con el “rosario” de delitos que dejó en los archivos policiales.