•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El 75% de las viviendas en Nicaragua tienen al menos cuatro características que las definen como inadecuadas por la falta de acceso a servicios básicos, según datos del Banco Interamericano de Desarrollo, BID, y un estudio elaborado por Hábitat para la Humanidad, señala Selim Guadamuz, coordinador del Voluntariado de este organismo para Nicaragua.

Guadamuz explicó que una vivienda es calificada como adecuada si cumple con una serie de características, más allá de las condiciones de infraestructura.

“La vivienda adecuada no solamente son las cuatro paredes, un techo y un piso, sino que debe tener acceso a los servicios básicos, buen acceso, una escuela cerca, que tenga todos los servicios comunitarios y que tenga alcantarillado sanitario”, dijo Guadamuz.

Otro informe del Banco Interamericano de Desarrollo, BID, de 2012, titulado “Un espacio para el desarrollo de los mercados de la vivienda en América Latina y el Caribe”, señala que el 78% de la población en Nicaragua no posee un hogar digno.

Las estadísticas del BID indican que Nicaragua posee en Centroamérica el más grande déficit de vivienda digna, con un 78%, seguido de Guatemala con 68%, El Salvador 58% y Honduras 57%.

Guadamuz señaló que el 45% de los hogares en Nicaragua tienen piso de tierra, lo cual demuestra la falta de desarrollo urbano.

Un informe de esta institución resalta que al remplazar un piso de tierra por uno de concreto “se mejora drásticamente” la salud y la educación de las personas, al brindarles un espacio adecuado para compartir, jugar y estudiar.

“Miles de niños y de niñas en Nicaragua, que viven en situación de pobreza, se saltan la importante etapa del gateo, lo cual afecta el desarrollo del aprendizaje intelectual y motor en sus primeros años de crecimiento”, indica el documento.

Consecuencias del piso de tierra

De acuerdo con los estudios de Hábitat para la Humanidad, la falta de piso de concreto en los hogares nicaragüenses incrementa en un 78% la presencia de parásitos, la incidencia de anemia aumenta en un 81%, y la posibilidad de casos de diarrea crece en un 49%.

“Son características que definen que hay miles de hogares inadecuados en el país, y que además reflejan que están en una situación de riesgo, ya que donde hay piso de tierra se demuestra la falta de desarrollo urbano”, comentó el coordinador del Voluntariado Nacional de la organización.

El aporte de Hábitat

Además, agregó que desde su fundación, en 1984, Hábitat para la Humanidad ha construido y rehabilitado en Nicaragua al menos unas 6,000 viviendas, lo cual ha beneficiado a un universo de 30,000 personas.

“Actualmente tenemos proyectos de vivienda semilla que son módulos habitacionales progresivos de 18 metros cuadrados”, explicó Guadamuz.

Este programa consiste en el mejoramiento y construcción de viviendas con asistencia técnica, con subsidios públicos y privados para la población de bajos ingresos, que incluye la facilitación de agua potable y de saneamiento.

Celebran día mundial del Hábitat

Este fin de semana, la organización Hábitat para la Humanidad en Nicaragua celebró el Día Mundial del Hábitat, declarado así por la Asamblea General de las Naciones Unidas en 1986.

En conmemoración a este día que se celebra el 7 de octubre, realizaron una exposición de pinturas en los centros comerciales de Managua, a fin de sensibilizar a las personas sobre el acceso a la vivienda adecuada, servicios básicos, justicia, educación, salud y seguridad, como un derecho básico para la humanidad.

Las pinturas fueron realizadas por estudiantes de cuatro colegios y de dos universidades de Managua, que pertenecen al voluntariado de Hábitat para la Humanidad.

 

Piso de tierra

El estudio de Hábitat para la Humanidad señala que el 45% de los hogares en Nicaragua tienen piso de tierra, lo cual incrementa en un 78% la presencia de parásitos en sus moradores.