•   Ocotal, Nueva Segovia  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Casi mil 500 mujeres de Las Segovias han sido examinadas durante los últimos tres años por la Fundación Ortiz-Gurdián, en el proceso preventivo del cáncer de mamas que impulsan las Mujeres Voluntarias de Nueva Segovia, lideradas por Yamila de Peralta, sobreviviente de la mortal enfermedad.

De esa cantidad, 22 salieron positivas, las que han enfrentado las cirugías y tratamientos, y hoy se consideran sobrevivientes.

Desde hace tres años, las voluntarias captan por mes a un promedio de 22 mujeres mayores de 40 años, que son llevadas a la Fundación Ortiz-Gurdián, de Managua, para realizarse el examen. Según María Teresa Peralta, “aunque ellas resulten sanas, quedan registradas en la Fundación, y cada año son invitadas a continuarse practicando los chequeos como una manera de prevención”, señaló.

Especificó que cada viaje expreso de un bus de Ocotal a Managua tiene el costo de C$6,000, los cuales deben recaudar con las diferentes actividades que realizan y de donantes voluntarios.

Se añade el apoyo que proveen a las mujeres con cáncer para que pasen todo el proceso de la cirugía y el tratamiento hasta por cinco años. “Son mujeres humildes que llegan de los municipios más lejanos, que tienen que pagar pasaje, comida y taxi, y van expuestas a perderse en Managua, porque tal vez nunca han salido de sus lugares”, indicó.

Maratón en Ocotal

Ramona Cáceres, otra de las damas voluntarias, anunció para este sábado la realización de la tercera caminata de un kilómetro “de la luz, por la vida y la esperanza”, a partir de las 6:00 p.m., que recorrerá la Avenida Wiesbaden, desde la entrada sur del bulevar “Carlos Fonseca Amador”, hasta finalizar frente al Polideportivo Solidaridad, en el centro de la ciudad. Todos los participantes marcharán con un farol de luz en sus manos.

Marjori Tercero, del grupo de jóvenes voluntarias, detalló que para participar en la caminata, cada persona deberá inscribirse y pagar C$20, como una manera de ir creando una cultura de solidaridad para las mujeres pobres con cáncer. Agregó que también se puede comprar una camiseta de C$100 o una pulsera de C$40.