•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Después de permanecer “congelado” durante varios días, el proceso judicial contra los empresarios Álvaro Montealegre Rivas, Roberto Bendaña y Hugo Paguaga se reactiva hoy viernes, con la celebración de la audiencia especial de ampliación de acusación.

Así lo dispuso el miércoles el juez Séptimo de Distrito Penal de Juicio de Managua, Octavio Rothschuh, quien convocó para audiencia especial este viernes a las 10:00 de la mañana. Ya son cuatro veces las que comparecen ante judiciales. En dos ocasiones fue ante el juez de Audiencias y otras dos ante el juez de Juicio.

17 denuncias más

En la audiencia de ampliación de acusación, la Fiscalía solicitará que le sean admitidas otras 17 denuncias contra los acusados y les imputará la presunta autoría del delito de crimen organizado.

De ser aceptada la ampliación de acusación, el Ministerio Público está obligado a pedir la prisión preventiva para los tres acusados en sustitución del arresto domiciliar con vigilancia policial en el cual permanecen desde hace dos meses.

La Ley 735, o Ley contra el Crimen Organizado y el Narcotráfico, y la 745, o Ley de Control de la Sanción Penal, establecen en sus articulados que a los reos acusados por crimen organizado la única medida cautelar a imponer es la prisión preventiva.

Oficio a DAJ

El juez Rothschuh envió un oficio a la jefa de la Dirección de Auxilio Judicial, comisionada general Glenda Zavala, ordenándole que asegure la presencia de los imputados en la audiencia programada para este viernes.

Los tres reos enfrentan cargos por estafa agravada y ofrecimiento fraudulento de crédito en perjuicio de las monjas del colegio Teresiano, a quienes presuntamente estafaron con la emisión de certificados de inversión por un monto de US$400,000, que con los intereses superan los US$536,000.

Aunque sumando las otras 17 denuncias, lo estafado a 18 víctimas supera los 5 millones de dólares, según el último recuento hecho por el Ministerio Público.