•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Un día después de vencido el plazo para que los clientes de la distribuidora de energía eléctrica Disnorte-Dissur legalizaran su situación con ella, dos hombres fueron remitidos a juicio por el robo de energía eléctrica en perjuicio de esa empresa. Los acusados, que deberán enfrentar juicio el 15 de enero de 2014 son Javier Laguna y Mario Alejandro Alemán Loredo; este último ahora exempleado de Unión Fenosa, quien presuntamente refacturaba a clientes sin estar autorizado.

Alemán, mediante este procedimiento, afectó con C$693,492 a Unión Fenosa, según la acusación radicada en el Juzgado Segundo Local Penal de la capital, donde este martes se realizó la audiencia inicial.

La actividad ilícita atribuida a Alemán fue descubierta al constatarse que los clientes a quienes les refacturó los recibos por supuestos cobros no hicieron el reclamo vía telefónica, como lo establece la ley correspondiente, explicó la fiscal auxiliar Matilde Villanueva.

La acusación del Ministerio Público también va enderezada contra Jorge Javier Laguna, quien según la Fiscalía fue encontrado in fraganti manipulando o alterando el medidor de energía eléctrica instalado en el negocio “Dulce Café”, para que no saliera reflejado el consumo real del referido cliente.

En la audiencia inicial, el abogado Arsenio Bravo, defensor de Javier Laguna, señaló que en el caso de su representado no existe delito, porque la víctima --Unión Fenosa (ahora TSK)-- no presentó el monto del daño presuntamente causado por su representado, como lo manda la ley, que sanciona el aprovechamiento indebido del fluido eléctrico.

Abogado alega

Bravo señaló que la referida ley también señala que cuando una persona es encontrada manipulando un medidor por primera vez, y el monto del daño presuntamente causado no supera los C$200,000, la sanción a imponer es una multa y no la cárcel.

Los abogados defensores cuestionaron la presencia como representante de Unión Fenosa del abogado Enrique López Collado, alegando que él no presentó ningún poder que lo acredite como representante de la supuesta víctima.

p>

La jueza Segundo Penal de la capital, María José Morales, quien no dio lugar al reclamo de los abogados defensores, comparó la presencia del abogado Collado, en representación de la víctima, con la que hacen las mujeres cuando representan a sus menores hijos en los juicios por omisión de alimentos.

La comparación de la judicial fue objeto de burla por parte del abogado Arsenio Bravo, quien al referirse a su colega López le llamó “el papá o padrino de Unión Fenosa” (ahora TSK), porque al no ser accionista de la referida empresa debió presentar el correspondiente poder que lo acreditara como tal.

País por cárcel

A petición de los abogados defensores, la jueza Morales cambió la medida de prisión preventiva a los acusados por una menos gravosa: la retención migratoria o impedimento de salir del país.

La judicial también ordenó que Laguna y Alemán, para poder enfrentar en libertad el juicio, deberán pagar una fianza de C$5,000 cada uno y presentarse los miércoles de cada semana --a partir de mañana-- a firmar ante la oficina de Control de Causas.

 

Los juicios

Actualmente en los tribunales capitalinos se tramitan 78 juicios por aprovechamiento indebido del fluido eléctrico en perjuicio de TSK.