José Leonel Mendoza
  •  |
  •  |
  • Corresponsal Costa Rica / END

“Si un tico muere en la carretera (accidente de tránsito), dibujamos un corazón. Si un nica muere en la carretera dibujamos una cajita feliz”. Este fue el chiste que motivo al diputado Alexander Mora a presentar una iniciativa de ley al Código Penal tico para que se penalicen las diversas expresiones xenófobas en contra de los nicaragüenses y otros extranjeros.

Aunque esta claro que este tipo de mofa no desaparecerá con una ley, lo importante para él es que “el tema se pone en el tapete”.

“Hay que llamar la atención de la sociedad tica porque en nuestros correos, teléfonos, casas y otros medios circulan chistes que van contra la dignidad de los personas que inmigran. El respeto a la dignidad humana es un principio básico de los derechos humanos”, comentó a EL NUEVO DIARIO.

En su único artículo, el diputado señala en el proyecto que “será penalizado con diez a cincuenta días multa (unos 300 dólares), al que por cualquier medio manifestare ofensa con recelo, odio, hostilidad, fobia y rechazo contra los extranjeros, o, en general, contra los grupos étnicos diferentes.

La pena será de quince a sesenta y cinco días multa si la ofensa xenófoba fuere inferida en público”.

Él lamenta que en el propio núcleo de la familia los adultos celebran en presencia de sus hijos pequeños algún chiste o expresión denigrante en contra de los inmigrantes.

“La sociedad tica no va a cambiar automáticamente, pero es un esfuerzo para respetar a estas personas que vienen a aportar al desarrollo del país. Estas expresiones sólo infunden odios y resentimientos entre las personas agredidas y quienes lo originan. Nos separan y crean confrontación”, sostuvo el parlamentario Mora.

Añadió que el hecho de que en otros países ocurre lo mismo, no significa que en Costa Rica deba ser igual, sobre todo porque el país se conoce como protector de los derechos humanos.

“Con esas actitudes desconocemos los aportes que hacen los inmigrantes. Si decimos que somos una sociedad culta y respetuosa de los derechos humanos, lo debemos demostrar con hechos”, retó a sus demás compañeros del Congreso para que aprueben la penalización de esos gestos.

El diputado Mora sostiene que también se debe hacer esfuerzos para que a través del sistema educativo, los niños desde el kinder y hasta la universidad, reciban una materia de derechos humanos.

“Los chistes en ciertas circunstancias pueden generar conflictos entre grupos en un mismo país. Se puede generar violencia y confrontaciones”, indicó, al tiempo que resaltaba por ello ponerle fin a esas expresiones que golpean la dignidad de los inmigrantes.

leonelmen@gmail.com