•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La Policía Nacional reportó una disminución de los delitos durante la celebración de la Navidad en Nicaragua, hecho que, según las autoridades, se debe al plan de seguridad puesto en marcha, e informó del fallecimiento de seis personas a nivel nacional en diferentes circunstancias.

El comisionado mayor Fernando Borge, jefe de Relaciones Públicas de la Policía Nacional, dijo en conferencia de prensa que en más del 70% de municipios del país las autoridades policiales no recibieron ningún tipo de denuncia.

“En estos 153 municipios nosotros reflejamos una disminución de la denuncia por delitos y faltas… es decir, hubo una situación totalmente calma (y) esto dice mucho de los niveles de seguridad que hemos venido asumiendo y del trabajo que se realizó de manera muy intensa”.

Lo más relevante del reporte policial es que no se registraron muertes por accidentes de tránsito durante este 24 de diciembre. Únicamente hubo 10 personas lesionadas en un total de 70 accidentes a nivel nacional.

El jefe policial agregó que de los 153 municipios, en 147 no hubo hechos de mayor impacto social, exceptuando seis casos fatales ocurridos en Managua, Matagalpa, Jinotega, Río San Juan, Región Autónoma Atlántico Norte y el Triángulo Minero.

Cuatro de los casos fatales ocurrieron por discusión en estado de ebriedad, un caso por rencillas personales y uno por causa desconocida. De igual manera, se reportan nueve robos con intimidación, 153 denuncias y “hay municipios en que no ocurrió absolutamente nada”, según Borge.

“Podemos afirmar que las familias nicaragüenses pudieron participar el día 24 de diciembre en todas sus actividades comerciales, familiares, religiosas, recreativas y de esparcimiento, en un ambiente de mucha tranquilidad, mucho orden y de mucha seguridad”, expresó el jefe policial.

Acciones policiales

El comisionado mayor Borge declaró que la Policía participó de manera articulada con todas las instituciones, cubriendo los 153 municipios y movilizando a un total de 15 mil efectivos policiales, entre profesionales y voluntarios.

La Policía organizó 1,324 dispositivos de patrullaje, 654 motorizados y 670 a pie. Se ubicaron durante todo el proceso 4,118 dispositivos de control; 998 retenes para el control de transporte de explosivos, armas, drogas, instrucción a peatones, conductores y pasajeros; 352 puntos identificados como de alto riesgo, y 2,768 vallas (dispositivos rápidos que de manera sorpresiva se ubican en tramos de vías para hacer revisión de personas y vehículos).

De igual forma, la Policía informó que se realizaron inspecciones a los 86 centros autorizados para vender pólvora, con un total de 433 revisiones.

Se decomisaron 5,614 unidades de juegos pirotécnicos “por violentar lo establecido en el comunicado”, según Borge.

Aclaró que los puestos de venta de pólvora cumplieron con las regulaciones, pero que muchos ciudadanos estaban vendiendo pólvora en los semáforos y barrios de la capital casa a casa, por lo cual la Policía les decomisó el producto.

En este plan la Policía realizó 365 verificaciones a poseedores de armas de fuego y se ocuparon 14 armas por violentar las normas.

 

Movilización masiva

El jefe de Relaciones Públicas de la Policía Nacional, comisionado mayor Fernando Borge, dijo que el 24 de diciembre se registró una movilización masiva de personas en todo el territorio nacional.

“La cantidad de la gente que se movilizó en distintos medios de transporte fue impresionante, obligó a la Policía a reforzar y hacer ajustes sobre la marcha”, afirmó.

Borge declaró que se realizó un trabajo intenso en todos los centros de actividad comercial, pero también se resguardaron los destinos turísticos del país y que hasta la mañana de este miércoles no se reportaban incidentes.