•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El Gobierno decidió ayer a última hora frenar la medida que contemplaba el cambio de horario en la jornada laboral de los trabajadores del Estado, en medio de presiones que ejerció el sector privado nicaragüense, que alegaba que la decisión bajaría los índices de productividad del país.

La jornada laboral de los trabajadores del Estado seguirá en el horario acostumbrado, es decir, de 8:00 a.m. a 5:00 p.m., con pausa en el almuerzo, según un comunicado oficial del Gobierno.

La medida de reducir las labores en las instituciones gubernamentales había provocado el rechazo entre los empresarios del sector privado, que recibían con preocupación la disposición en la que el Gobierno anunciaba que las instituciones estarían laborando hasta la 1:00 p.m.

Industria estaba preocupada

“El Estado debe ser un facilitador que apoye a los sectores productivos (…) En este caso había sido una decisión unilateral que tenemos que ver, y que tiene una gran afectación para el sector productivo y para el sector industrial de este país”, precisó Rodrigo Caldera, presidente de la Cámara de Industrias de Nicaragua, Cadin.

El sector industrial, que agrupa a unas 110 empresas como socios de Cadin, proyecta crecer entre 4 y 4.5% en 2014, estimó Caldera.

En 2013, el sector creció 4.9%, señaló el presidente de esta cámara del sector privado.

Cosep celebra rectificación

Por su parte, Mario Amador, vicepresidente del Consejo Superior de la Empresa Privada, Cosep, celebró la medida, aduciendo que el Gobierno reconoció a tiempo su error.

“Es importante que el Gobierno rectifique, porque habían tomando una decisión equivocada, era la posición de las empresas del sector industrial, del sector privado y del Cosep”, manifestó Amador.

Gobierno había justificado cambio

La disposición perseguía lograr una reducción importante en los gastos de energía de hasta un 20%, según declaraciones que por la mañana había brindado el ministro de Hacienda y Crédito Público, Iván Acosta, a un canal oficialista.

Ayer mismo, el oficialista diario digital El 19, informó de forma escueta el cambio de horario, pero sin citar fuentes.

Nicaragua cerró 2013 con un monto de US$2,567 millones, divisas que fueron generadas por las exportaciones totales del país.

La decisión

La vocera del Gobierno, Rosario Murillo, a través de un comunicado informó ayer por la tarde la disposición de mantener el horario de trabajo tradicional para todos los servidores públicos que laboran en las instituciones estatales.

Explicó que tal consideración se tomó tras una serie de consultas realizadas en el Gabinete de Gobierno, funcionarios públicos, sindicatos y trabajadores, quienes analizaron la prestación de un servició más eficiente en todas las instituciones del Estado.

Mantener un buen servicio

“En estos momentos, asegurar el buen servicio que nuestro pueblo merece, implica mantener el horario tradicional de trabajo y atención al público que va de 8 a 5 de la tarde con pausa para el almuerzo de los trabajadores”, dijo en el comunicado.

 

Agregó que esto se establece a partir de hoy miércoles, 8 de enero de 2014. Esto mientras se consulta y trabaja para aplicar el Plan Integral de Incremento de la Eficiencia.

Instituciones como el Ministerio de Turismo, el Ministerio Agropecuario Forestal y el Ministerio de Relaciones Exteriores, adelantándose a que se hiciera oficial un nuevo horario, desde ayer habían asumido el recorte en el servicio de atención al público, sin embargo, con esta disposición gubernamental deberán mantener sus horarios normales.

El 49% de la energía, al cierre de 2013, según el Ministerio de Energía y Minas, seguía produciéndose con búnker, un combustible derivado del petróleo. El restante 51% provenía de fuentes limpias.

¿Mejorar la eficiencia?

“Entonces, todas las posibilidades se están contemplando... ¿Mejorar la eficiencia? A lo mejor tenemos la posibilidad de llegar a jornadas escalonadas, horarios escalonados; pero, por el momento, esta es la mejor opción para iniciar el año”, declaró Rosario Murillo.

Desde 2007

A partir de 2007, fundamentando el ahorro en los costos en la factura de electricidad, por decreto presidencial el Estado recortó sus horarios de labores de 8:00 a.m. a 1:00 p.m., hasta abril del 2013, cuando por la misma vía el Gobierno ordenó a sus más de 100,000 empleados públicos retornar al horario normal hasta las 5:00 p.m., para garantizar un mejor servicio a la población.