•  |
  •  |
  • END

CÁRDENAS
Las fuertes lluvias que han caído en los últimos quince días provocaron que el nivel del lago Cocibolca ascendiera enormemente y en su desbordamiento inundara las humildes casas de la comarca de Colón Viejo, del municipio de Cárdenas, por lo que 110 personas tuvieron que abandonar la zona y refugiarse en el colegio y Centro de Salud localizado en Colón Nuevo.

Las lluvias ocasionaron que el lago se uniera con las riberas del río Colón y del río El Toro, y los potreros quedaron cubiertos de agua al igual que las casas. Según el poblador Marvin Hurtado, el nivel del agua les llegaba hasta la cintura, y recomendó ante el alcalde de Cárdenas, Álvaro Martínez, construir un nuevo asentamiento, ya que aseguró que año con año sufren inundaciones.

El sábado el alcalde de Cárdenas visitó la comunidad de Colón en compañía de funcionarios del Ministerio de Salud y del jefe de la Policía del municipio, comisionado Francisco Lumbí. El alcalde entregó 16 quintales de arroz, cinco bidones de aceite, y tres tanques de gasolina, para que abastecieran una planta que es la que genera electricidad a la comunidad.

Los damnificados se quejaron de haber perdido cultivos y pertenencias, y señalaron que los semovientes también han sufrido los embates de las lluvias debido a que los potreros quedaron totalmente anegados. Las repuestas a los 110 damnificados fueron casi a lo inmediato, el alcalde ofreció reubicar a las familias de Colón Viejo en un área municipal y dotar a cada familia de diez láminas de zinc y de madera para que reconstruyan sus humildes viviendas.