•  |
  •  |
  • END

El diputado de la Bancada Democrática Nicaragüense (BDN), Pedro Joaquín Chamorro Barrios, exigió a los contralores de la República iniciar una exhaustiva investigación en las cuentas de ENEL, después que indagaciones periodísticas del programa televisivo “Esta Semana” destaparan la cantidad de millones de córdobas que salen de esa entidad en concepto de “pago de publicidad” en medios oficiales, pero de anuncios que nadie ha visto.

Mientras tanto, las organizaciones de periodistas reaccionaban indignadas ante semejantes revelaciones.

“Yo no he visto publicidad de ENEL en los medios que aparecen mencionados en los reportajes, lo que sí he visto en esos canales y he escuchado en esos medios, es la enorme cantidad de anuncios de los Consejos del Poder Ciudadano (CPC), que hasta ahora nadie sabía responder quién los paga”, dijo Chamorro a EL NUEVO DIARIO.

“¿Los contralores quieren más pistas para comenzar a hacer su trabajo? Yo creo que ahí tienen la entrada para llegar al fondo de este asunto de la confusión Estado-partido, y no seguir diciendo que no tienen de dónde agarrar la madeja”, añadió el legislador.

Chamorro respaldado por la firma de varios legisladores desde julio de este año pidió a la Contraloría investigar el origen de los fondos que utilizan los CPC para pagar los anuncios que publican a diario el Canal 4 de televisión, y en otros canales, como espacios alquilados al Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN).

“Querían indicios, ahí los tienen”
Los contralores respondieron al diputado de la BDN que les dijera por dónde podían comenzar a indagar, pues en su petición no establecía la entidad que pudiera estar patrocinando los anuncios de los CPC, aunque Chamorro sí les indicó que para iniciar deberían de preguntar en la Secretaría de Comunicación, cuya coordinadora es la primera dama Rosario Murillo.

El diputado de la BDN también introdujo ante el Parlamento una solicitud para la conformación de una Comisión Especial que indague si los fondos usados por los CPC provienen de los fondos públicos o de la cooperación venezolana. Chamorro dijo que la Directiva del Parlamento no ha procedido a evacuar esa petición.

ENEL es una institución que en ocasiones ha alegado problemas financieros para pagar el suministro de combustible para generación de energía, pero ha desembolsado millones y millones de córdobas a los medios de comunicación privados controlados por la familia Ortega-Murillo para publicidad partidaria.

Millones para los oficialistas y migajas a los demás
Esta Semana presentó documentación que revela que de marzo de 2007 a marzo de 2008, ENEL pagó más de 4 millones de córdobas en concepto de “spot” (anuncios) publicitarios al Canal 4 de televisión, y a las radios Ya, Sandino y Variedades, todos controlados por la familia Ortega-Murillo.

Contrario a eso, el gobierno ha destinado sólo 202 mil córdobas en concepto de publicidad para 135 periodistas de medios diferentes a los mencionados.

Los pagos a favor de estos medios han sido aprobados por el polémico presidente Ejecutivo de ENEL Ernesto Martínez Tiffer, quien se ha visto envuelto en un nuevo escándalo, después que se descubrió que realizó un ilegal “factoraje” a favor de la Caja Rural Nacional (Caruna) por un préstamo de 20 millones de dólares (388 millones de córdobas), que luego fueron reconocidos como deuda pública a través de una reforma presupuestaria.

Los documentos demuestran que cada mes ENEL desembolsa 370 mil 300 córdobas en publicidad para los medios de comunicación de la familia en el poder. La empresa que sirve de puente para hacer las transacciones es la denominada “Publicidad y Producciones Digitales S.A.”, conectada a funcionarios vinculados a Telcor y el Frente Sandinista.

Disfraz de publicidad
En mayo, “Publicidad y Producciones Digitales” envió cinco facturas a ENEL por un monto total de 370 mil 300 córdobas, en concepto de divulgación estatal para los noticieros Multinoticias, del Canal 4, de la mañana y la noche, los programas “En Vivo con Alberto Mora” y “Actualidades”, que se transmiten en ese mismo canal, además de las radios Variedades, Ya y Sandino.

“Aquí queda en evidencia que ENEL y otras instituciones que todavía no sabemos, son las que pagan, y lo que se pauta es cualquier cosa, es decir, disfrazan de publicidad estatal lo que en realidad es asunto partidario, así que hay mucha caña que moler”, dijo el diputado Chamorro.

A la vez, señaló que es obligatorio que la Junta Directiva de la Asamblea conforme la Comisión Especial que investigue lo pedido por él hace unos meses, “porque con las nuevas evidencias, hay por donde darle seguimiento al asunto y llegar al origen de la plata”.

Contralor Hernández: “Hay voluntad de indagar”
El contralor Lino Hernández dijo ayer que las nuevas revelaciones del manejo de los fondos de ENEL obligan al ente fiscalizador a volver a ver qué pasa con esa institución pública.

“No estamos descartando nada, he conversado con algunos colegas y me dicen que es necesario por lo menos preguntar qué pasa con ENEL o de una vez mandar una auditoría, pero vamos a ver qué decidimos el jueves, porque recordá que somos cinco (colegiados)”, dijo Hernández.

Recordó que ENEL “siempre se ha caracterizado la empresa donde han ocurrido este tipo de cosas y nos ha hecho estar al tanto de lo que hace, es decir estar con lupa, sino acordémonos de Kamusi y GERO-ICI”.

Agregó que la documentación y las investigaciones de Esta Semana y de EL NUEVO DIARIO, al menos advierten de algo que no se explica desde la lógica del buen control del uso de los recursos del Estado, aunque debemos presumir inocencia de todos los funcionarios aunque mi criterio es que todo acto debe ser investigado, sobre todo cuando hay documentos que señalan algunas cosas que no están muy claras que digamos”.

“Es inmoral”, dicen gremios de periodistas
“Raya en la inmoralidad”, es el grito de las organizaciones gremiales de periodistas ayer se pronunciaron en contra de exorbitante reparto 4 millones de córdobas del Estado a los medios de comunicación de la familia presidencial, y recordaron al mandatario Daniel Ortega que respete su firma y cumpla con el descongelamiento de la pauta publicitaria.

Jorge Luis Calderón, vicepresidente de la Unión de Periodistas de Nicaragua, UPN, señaló que todos los gobiernos han tenido discrecionalidad con las pautas publicitarias, “pero éstos se volaron la cerca”.

“Es una exorbitante suma para publicidad en un gobierno de supuesta austeridad, con una población en la extrema pobreza. Esto no corresponde al combate a la pobreza, y más bien está dirigido a lavarle la imagen a un gobierno que no recupera prestigio. Esto ralla en la inmoralidad”, expresó el representante de la UPN.

Comentó esto tras conocer que millonarias sumas van a parar a medios de comunicación “privados” y bajo el control de la pareja presidencial Ortega-Murillo, y utilizando la agencia de Publicidad y Poducciones Digitales S.A., que no posee oficinas, pero gana todas las licitaciones para la distribución de la publicidad estatal.

“No existe equidad. Se están comiendo todo el pastel publicitario principalmente gente que olvidó de lo que es el concepto de periodista y se quitaron el sombrero de profesionales para ponerse la camiseta partidaria”, señaló Calderón.

Por su parte Francisco Rivas Quijano, presidente de la Asociación de Periodistas de Nicaragua, APN, reclamó al mandatario recordar que su firma y la de Rosario Murillo están en un convenio en el cual dio su palabra el 1 de marzo de 2007.

El mismo en su numeral 2 señala la “distribución justa de la publicidad estatal para los pequeños y medianos empresarios de radio, prensa escrita, programas de televisión y medios electrónicos a nivel nacional”.

“Sin embargo, más de un año después sigue sin cumplir. Se lo recordamos continuamente, casualmente en la reunión del fin de semana de la APN nos pronunciamos de nuevo sobre esto sin que cause un efecto. Recordemos que esto también sucedió en el gobierno de Somoza, cuando la publicidad giraba alrededor de sus fieles y era manejada por elementos como Iván Osorio, quien además de ser el vocero del gobierno, también tenía una empresa publicitaria que distribuía la publicidad estatal. Igual sucede ahora”, dijo el representante de la APN.

Lista negra

Indicó que contrario a esto, existe una “lista negra” de periodistas independientes que están marcados como parte de su sistema de premio o castigo, algo que no abona a la libertad de prensa y más bien nos hace retroceder a los años ochenta.

“La pareja presidencial Ortega-Murillo quiere acaparar nuevamente los medios de comunicación. Son los sicarios de la comunicación que impulsan una campaña antiética en sus medios oficialistas contra las personas de criterio independiente”, expresó Rivas.

Agregó que como gremio esta situación la han denunciado en diversas ocasiones, pero desconocían que era tanta la cantidad de dinero en juego.

“No es necesario que nosotros debamos ir a interponer la denuncia en la Contraloría General de la República, sino que ellos de oficio están obligados a tomar acciones e iniciar una investigación cuando esto se hizo público”, comentó Rivas indicando que será esta institución quien determinará el grado de corrupción involucrado.