•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

En medio de distintas versiones de que centenares de nicaragüenses han caído en los halagos de una empresa que ofrece ganar dinero rápido a cambio de invertir US$1,000, el fiscal general de la República, Julio Centeno Gómez, dijo anoche a El Nuevo Diario que el Ministerio Público no ha recibido ninguna denuncia sobre la aparente estafa de tipo piramidal.

“Nadie ha denunciado nada en el Ministerio Público, pero cuando se produzca la denuncia inmediatamente se iniciará la investigación”, aseguró el fiscal Centeno Gómez ante la sospecha de que centenares de personas han sido estafadas.

El fiscal Centeno Gómez, igualmente, elogió que el Banco de la Producción, Banpro, haya alertado este jueves al público nicaragüense sobre la existencia de varias empresas que estarían tratando de estafar a las personas utilizando el sistema Ponzi.

De dónde viene el nombre Ponzi

Este tipo de estafa consiste en lograr que un grupo de personas invierta su dinero con la promesa de obtener elevadas ganancias en corto tiempo; cada persona que coloca su dinero recibe como utilidades el dinero que otros depositaron previamente, pero si no crece el número de depositantes, los últimos pierden su inversión.

“El sistema solo funciona si crece la cantidad de nuevas víctimas”, alerta el aviso del Banpro. El nombre de Ponzi proviene del estafador Carlos Ponzi, que organizó en los años 20 del siglo XX uno de los mayores fraudes de la historia.

Casos sonados en Nicaragua

En 2009, en Nicaragua se produjo uno de los casos más sonados de estafa bajo el sistema Ponzi o piramidal que se conoció como Agave Azul, donde 13,500 personas invirtieron sus ahorros.

En años anteriores también hubo otros casos de estafas colectivas conocidos como Aeronic y Marca Móvil, donde las afectadas fueron otras 4,000 personas aumentados a 17,500 los estafados por este tipo de fraudes.

Habla una de las víctimas

Una de las personas perjudicadas con su patrimonio relató a El Nuevo Diario que fue invitada a participar en una reunión el pasado mes de septiembre, en el salón de un centro de edificios donde hay diversos negocios.

“En esa reunión a la que asistí por la insistencia de una persona a la que apreciaba mucho, me propusieron invertir US$1,000 y que en dos semanas tendría buenas ganancias, pero a la fecha --ayer jueves-- no me han devuelto el capital y menos los intereses ofrecidos”, manifestó el denunciante que demandó el anonimato.

La persona perjudicada refirió que al pedir la devolución de su dinero le manifestaron que para restituírselo debía invitar a otros cinco potenciales “inversionistas”, y así él recuperaría su dinero.

La víctima --que es un profesional de la medicina-- aseguró que como él se negó le dijeron que no le pueden devolver su dinero de inmediato, porque la casa matriz está en la ciudad de Utah, Estados Unidos.

 

Aumentan como la espuma

El mismo denunciante aseguró que cuando él asistió a la reunión en septiembre u octubre de 2013, tenían como “clientes” a 300 personas, pero para diciembre la cifra había aumentado a 700.

El informante refirió que los representantes de las “inversiones” prefieren a las personas que tienen tarjetas de crédito con alto techo de crédito disponible, porque de esa manera se le hace más fácil la transacción del dinero que invierten las víctimas.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus