Ingrid Duarte
  •   Granada, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El sueño más grande de 125 personas que habitan en la comunidad San Antonio de Abajo, en el departamento de Granada, se hizo realidad. Este fin de semana, la energía eléctrica se encendió en los hogares de las 15 familias de la dicha comunidad.

Programa nacional

Eli Roque, en representación de la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica, Enatrel, manifestó que la obra forma parte del Programa Nacional de Electrificación Sostenible de Energía Renovable que ejecuta el Gobierno en las zonas rurales del país, con el propósito de mejorar las condiciones de vida de los ciudadanos.

“La comunidad de San Antonio esperó dos siglos para que la energía eléctrica llegara a estos hogares. Ahora sí nos sentimos muy contentos”, expresó don Calixto López, dirigente comunitario de la zona.

Servicio fundamental

Durante el acto, la alcaldesa de Granada, Julia Mena Rivera, reconoció que el servicio eléctrico es una necesidad de primer orden y es primordial “para salir adelante”.

Llevar la luz a San Antonio de Abajo implicó la instalación de un tendido de 700 metros de cables, valorado aproximadamente en C$460,000.

 

Beneficiados

Los 125 habitantes de San Antonio de Abajo, ubicada en el kilómetro 56 ½ de la carretera Granada-Nandaime, son parte de los 1.3 millones de ciudadanos a los que en los últimos 6 años se les ha dado acceso a energía eléctrica.