• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

“Según pronósticos del Ineter, este año habrá un equilibrio, una parte neutral entre el fenómeno de El Niño y La Niña, eso vaticina que tendremos una temporada más seca de lo normal y fuertes vientos, por lo que todo favorece la ocurrencia de incendios forestales y necesitamos estar preparados”, dijo William Schwartz, director del Inafor, a un medio oficialista.

Schwartz explicó que se está llevando a cabo el “Plan de Prevención y Control de Incendios Forestales”, donde participan todas las instituciones del Gobierno, como Sinapred, Marena, Defensa Civil, Gobernación y Policía Nacional, entre otras.

Regiones susceptibles

Señaló que la RAAN, Nueva Segovia y Occidente, son los lugares donde más incendios ocurren porque son áreas forestales donde afecta la sequía. “La mayoría de incendios que se originan por quemas controladas para sembrar, también incide en el avance de la frontera agrícola, tumbar árboles para pasto, mieleros, cazadores y personas malintencionadas”.

290114 quemas

Manifestó que la extensión de riesgo a consecuencia de los incendios forestales es de más de 1 millón 400 mil hectáreas. “Para tal situación, unas 7,500 personas, solo de instituciones, están preparadas para combatir los incendios, otras 6,000 conforman 600 brigadas”.

Aseguró que para este año existen 110 brigadas nuevas, las cuales son equivalentes a 1,100 personas; 30 son del Ejército de Nicaragua. “También contaremos con cuatro motobombas para la RAAN (zona de mayor problema), 500 comités comunitarios (5,000 personas) y 3,000 militares para patrullas de prevención”.

“Quemas controladas”

Jorge Araquistain, viceministro del Marena, manifestó que en conjunto con el Magfor, el Inafor y el Inta buscan alternativas para la no utilización de las mal llamadas “quemas controladas”, pues estas acciones disminuyen la capacidad de producción del suelo.

“Se quiere estabilizar las parcelas de producción de granos básicos evitando las quemas, esto se logrará usando frijol abono, que enriquece el suelo y ayuda a reducir costos”, dijo el viceministro.

Incendios aumentaron

En tanto, la Ministra de Ambiente y Recursos Naturales, Juanita Argeñal, dijo que en 2013 hubo 126 incendios forestales en todo el país, lo cual representa un drástico incremento al compararse con los 46 registrados en 2012.

Señaló que antes de 2007 había anualmente más de 280 incendios forestales, una cifra muy grande si se compara con los 46 registrados en 2012. Ahora preocupa el “disparo” entre ese año y 2013.

Jaime Incer Barquero, asesor para temas de medioambiente, dijo que el problema con incendios está en el Pacífico y en parte de la zona central, pues tiene abundancia de pasto seco.

Explicó que la mayoría de los incendios se originan por las supuestas “quemas controladas” provocadas por lugareños cuando preparan la tierra para la siembra. Por otro lado, manifestó que las aguas de los ríos o arroyos cercanos a lugares donde son propicios los incendios se enturbian, y se hace imposible su consumo, esto porque la ceniza y los restos de basura carbonizada son trasportados por los fuertes vientos y los contaminan.

Granada atenta

Dos incendios forestales de grandes magnitudes han ocurrido en el departamento de Granada en lo que va del año, uno en la hacienda Santa Emilia, en las faldas del volcán Mombacho, donde se quemaron 44 manzanas de pasto mejorado, causando pérdidas de C$50,000. El otro se produjo en un terreno sobre la carretera a Nandaime, donde ardieron 20 manzanas de maleza.

Emiliano Ramírez, responsable de la Unidad Integral de Gestión de Riesgo de la Alcaldía de Granada, advirtió que esta época del año es propensa a incendios, ya que los campesinos suelen hacer quemas para preparar el terreno para siembra, una práctica “peligrosa”, calificó el funcionario.

Cifras de riesgo

Cabe mencionar que de acuerdo con cifras del Instituto de Fomento Municipal, para este 2014 hay 1,425,067 hectáreas de bosque, 539 comunidades y 18,571 familias en riesgo.

Municipios atentos

En 2013, los 126 incendios forestales registrados provocaron daños en 23,953 manzanas de bosque. Esta cifra ha despertado alarma en Nueva Segovia, León, RAAN, Chinandega, Madriz y Estelí, donde se presenta el 75% de estos incendios.