•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Cien ciudadanos fueron seleccionados para ser miembros de jurados de conciencia del Juzgado Primero del Distrito de lo Penal del Municipio de Managua.

La selección fue realizada en el auditorio de la Alcaldía de Managua por la alcaldesa capitalina, Daysi Torres, concejales capitalinos, la jueza Irma Oralia Laguna, además de representantes del Ministerio Público.

La jueza Laguna, del Juzgado Primero de Distrito Penal, mencionó que ser miembro de jurado es una responsabilidad ciudadana y que los escogidos serán partícipes de las sesiones programadas, en las cuales se ventilarán procesos judiciales bajo el anterior Código Penal.

“Esto sucede porque aún hay casos pendientes perseguidos con el Código Penal anterior y no se puede juzgar a una persona bajo una ley nueva. Para esto los miembros de la lista serán llamados y capacitados, con la participación del Ministerio Público y la Procuraduría General de la República; esto para que conozcan sus funciones el día que deben participar en un juicio”, indicó la doctora Laguna.

Agregó que una vez capacitados serán llamados para administrar justicia, tal como lo establece la Constitución Política, por un período de un año, y por ley el primer domingo de febrero se realiza la selección.

“El año pasado no tuvimos problema con la asistencia de los jurados y participaron activamente. Se debe hacer conciencia al concejal que hace sus propuestas de que las personas elegidas estén atentas al llamado; si no, representa un desgaste económico grande en el cual incurre el Poder Judicial”, especificó la judicial.

 

Para ser jurado

Todo ciudadano tiene el deber y derecho de participar como jurado. Entre los requisitos para ser miembro de jurado están ser nicaragüense, en este caso ser de Managua, presentar su nombre, dirección, tener cédula, número telefónico y no tener antecedentes penales, y no haber participado como jurado titular o suplente en el último año. A los jurados que no asistan se les puede aplicar una sanción simbólica monetaria y amonestaciones que pueden ser de C$100.00.

Si por algún motivo la persona seleccionada no asiste a la sesión a ejercer su responsabilidad, se pide a otro miembro de jurado que recién haya salido de sesión; si las partes lo consideran a bien, se integra de forma razonada para que exista quórum.